Opinión de salud

¿Es seguro comprar medicamentos por Internet?

Medicamentos para la disfunción, anabolizantes, sedantes e hipnóticos son los más exitosos en Internet, pero ¡cuidado! Adquirir medicamentos sin el aval de un profesional farmacéutico puede suponer un grave riesgo para la salud

No solo los medicamentos para la disfunción eréctil son los fármacos con más éxito en Internet. Los anabolizantes, los sedantes y los hipnóticos son los medicamentos que más se adquieren a través de canales ilegales de dispensación. ¿El motivo? El principal es que pueden obtenerse sin la correspondiente receta médica, pero también hay quien recurre a estos canales ilegales pensando que encontrará precios más bajos, algo que no se corresponde con la realidad y de lo que se aprovechan las mafias que se gestionan estas páginas web fraudulentas. Estas mafias, amparadas por el anonimato que proporciona la Red, han convertido la falsificación de medicamentos en un lucrativo y próspero negocio.

Sólo en España, en 2016, la Agencia Española del Medicamento ha investigado 993 páginas webs por venta ilegal de medicamentos, lo que supone un 176% más que en 2015. Estas mafias utilizan también las plataformas de compra-venta entre particulares como Wallapop o Milanuncios, y que recientemente han sido denunciadas ante las autoridades. Y es que, el 50% de los medicamentos que circulan por Internet son falsificaciones, es decir, son productos que pueden contener los principios activos correctos en un envase falsificado o productos con una composición incorrecta, que no contienen principios activos o estos son insuficientes.

El consumo de estos medicamentos falsificados constituye un serio problema de salud pública y conlleva un elevado riesgo para nuestra salud. En el mejor de los casos, el fármaco dispensado fuera de los canales legalmente autorizados no contendrá ninguna sustancia activa, ni tóxica y, por tanto, no nos hará daño a nuestro organismo. Pero sólo en el mejor de los casos. El caso de la muerte de 89 niños en Haití al consumir un jarabe con paracetamol que incluía en su composición glicerina contaminada con dietilenglicol, una sustancia habitualmente empleada como anticongelante en los coches, nos hace ser conscientes de que la adquisición de fármacos falsificados puede tener consecuencias devastadoras. 

farmacia-online1VER GALERÍA

Cómo comprar medicamentos por Internet de forma segura

No todos los medicamentos que se compran a través de Internet son falsificaciones. Siempre que se haga con sentido común y dentro de los canales online legalmente establecidos, reconocidos y autorizados por las administraciones sanitarias correspondientes, adquirir medicamentos por Internet es una práctica segura. Las farmacias online de España cuentan con las mayores medidas y garantías posibles orientadas a la protección de la salud pública. 

Detrás de cada farmacia online se encuentra una farmacia física —y así está establecido por ley-. De tal forma que queda vinculado su trabajo, su profesionalidad, su prestigio y su responsabilidad a la prestación de un buen servicio en Internet. Son farmacias online en las que solo está permitida la dispensación de medicamentos que no necesitan receta, que han de ser autorizados previamente por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, y que son fácilmente reconocibles por la inclusión de un logotipo común en sus páginas web. Además, como paso previo a la dispensación online de un medicamento, el profesional farmacéutico debe asegurarse de realizar un asesoramiento personalizado al ciudadano, así como de dejar registro de todo ello.

En España tenemos la suerte de contar con un modelo de farmacia, reconocido a nivel internacional como Marca España, que ha permitido que, hasta la fecha, no se haya producido ningún incidente en materia de falsificación de fármacos dentro de los cauces legales de distribución y dispensación de medicamentos.  Se da la circunstancia, además, de que en España disponemos de la red física de farmacias más amplia y cercana al ciudadano: el 99% de la población dispone de una farmacia donde reside, es decir, dispone de un establecimiento sanitario cercano y accesible. Esta realidad no es común en todos los países europeos, lo que explica que en otros países haya una mayor necesidad de acudir a la farmacia online.

Y, por si fuera poco, los farmacéuticos españoles junto con la industria y la distribución farmacéutica, estamos articulando la creación de un Sistema Español de Verificación de Medicamentos (SEVEM), que permite identificar los medicamentos originales y detectar posibles falsificaciones. Por todo ello, a la hora de comprar medicamentos por Internet, no te la juegues: pregunta a tu farmacéutico de confianza.

 

Jesús Aguilar Santamaría, presidente del Consejo General de Colegios Farmacéuticos

Más sobre

Regístrate para comentar