10 claves en la lucha contra el cáncer de mama

No te pierdas los consejos del doctor Antonio Sierra, coordinador de la Unidad de Mama de la Clínica Ruber de Madrid

Prevenir el cáncer de mama también está en nuestras manos. Esa es la premisa de la que parte el doctor Antonio Sierra, coordinador de la Unidad de Mama de la Clínica Ruber de Madrid. De hecho, considera que el primer paso para luchar contra el tumor más frecuente en mujeres es la prevención. Por eso, nos resume una serie de sencillos consejos, que nos pueden echar una mano a través de los cuales se puede ayudar a reducir el riesgo de desarrollar un tumor en el pecho. 

1. Mantente activa... Es importante evitar la vida sedentaria. La realización de una actividad física entre 35 minutos y  una hora al día disminuye el riesgo de padecer este tipo de cáncer.

2. ...Y mejor al aire libre. Es preferible practicar una actividad física al aire libre, pues además la vitamina D que se adquiere al exponerse al sol con moderación, es muy beneficiosa en la prevención.

3. Di adió a las grasas. Potenciar la ingesta de alimentos con pocas grasas: es importante evitar el consumo de las grasas animales (carnes rojas, huevos, manteca, embutidos, etc.)

4. Cuidado con las cantidades. Los alimentos grasos no deben exceder el 25-30% de las calorías de nuestra dieta.

5. La fibra, importante. El consumo de alimentos ricos en fibra, así como los ricos en vitamina A, C y E, ayudan a proteger nuestro organismo.

6. Buenos aliados en nuestra alimentación. Si incluimos en nuestra dieta alimentos como las coles de Bruselas, el repollo, la coliflor o los nabos, contaremos con una protección extra, ya que poseen un efecto protector contra el cáncer por su contenido en Sulforafano, componente que fortalece las células que ayudan a combatir los tumores.

7. Evitar el consumo de alcohol. Los últimos estudios realizados revelan que tomar una media de entre 3 y 6 copas a la semana, puede aumentar hasta en un 15% las probabilidades de padecer un tumor, porcentaje de riesgo que se eleva hasta el 51% si el consumo (dos vasos) se realiza de forma diaria.

8. La lactancia materna también ayuda. Dar el pecho al bebé ayuda a protegernos frente al cáncer de mama. Es conveniente amamantar a los bebés durante al menos 6 meses y muy recomendable al menos durante un año. Y es que son varios los estudios que ponen de manifiesto la relación existente entre el atapa de amamantar a los bebés y la reducción de los factores de riesgo de padecer cáncer de mama.

9. Ojo con los anticonceptivos. Es importante controlar el uso anticonceptivos hormonales, ya que determinados estudios establecen una relación entre su consumo y un discreto incremento del riesgo relativo de padecer cáncer de mama. En este sentido se reconoce como factor de riesgo el consumo prolongado de anticonceptivos hormonales (más de 5 años, en usuarias menores de 40 años).

10. ¿Y los tratamientos hormonales? Es importante tener especial precaución con los tratamientos de reemplazo hormonal (TRH) durante la menopausia. Suele haber un largo período de silencio entre la etapa de iniciación del cáncer de mama y la aparición de los síntomas. Los exámenes preventivos intentan detectar el cáncer en esta etapa ya que es cuando resulta más fácil tratarlo con éxito.

Para el Dr. Sierra no hay duda que “se trata de una serie de pautas y consejos a seguir a través de los cuales, además de obtener múltiples beneficios para nuestra salud, tendremos más probabilidades de prevenir el cáncer de mama.”

Más noticias sobre...

Más noticias

Últimos comentarios

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema