La portada Diana de Gales en HELLO! que nunca se llegó a publicar