La Duquesa de Cambridge vuelve al trabajo y cambia el elegante traje marfil del bautizo por un glamuroso vestido de gala

Duquesa de CambridgeVER GALERÍA

 

Del bautizo real a una gala. La Duquesa de Cambridge dejó anoche en casa al príncipe Guillermo al cuidado del pequeño príncipe George de Cambridge para asistir en un glamuroso vestido negro en el mismo palacio de Kensington a la gala benéfica en favor de las personas con adicciones, causa que ella misma patrocina.

Sólo un día después de la íntima ceremonia bautismal de su hijo, la duquesa Catherine se convirtió en la invitada de honor de la solidaria velada en palacio. La esposa del príncipe Guillermo cambió el sofisticado traje marfil de Alexander McQueen que lució para el bautizo por un elegante vestido de seda, con escote en V y manga corta, de la colección otoño/invierno 2013 de uno de sus diseñadores favoritos, la británica Jenny Packham. Melena suelta, delineador de ojos, colorete y labios nude completaron el fabuloso look.

Al llegar al acto, la Duquesa comentó a los curiosos asistentes el ejemplar comportamiento del príncipe George en su gran día: "Ha sido un buen chico, fuimos muy afortunados, no siempre es así". Como la gala se celebró en uno de los apartamentos del magnífico palacio de Kensington en Londres, la duquesa Catherine no tuvo que alejarse apenas de su pequeño ni de su marido para presidir el evento, ya que la familia se mudó a principios de octubre allí mismo al recién renovado apartamento 1A del palacio.

 

Duquesa de CambridgeVER GALERÍA

 

La Duquesa de Cambridge volvió a prestar su apoyo a esta causa, que trabaja para proporcionar tratamiento, educación y apoyo a los drogodependientes, junto a las mujeres más poderosas del país, como Amelia Fawcett, la banquera más influyente y premio de liderazgo de la industria europea. Todas dispuestas a recaudar tanto dinero como fuera posible en el glamuroso evento y a pagar los más de 70.000 euros por una mesa con las mejores vistas. Y, entre la multitud, seguro encontró algunas caras familiares, ya que la Duquesa asistió con el príncipe Guillermo a la misma cena en 2011, donde entonces cautivó a los invitados con un llamativo vestido rojo. Y su colaboración va para largo: la Duquesa comenzó su patronazgo de la organización 100 mujeres en los fondos de cobertura por tres años en enero de este 2013.

Más sobre

Regístrate para comentar