09 NOVIEMBRE 2012

Diez años después, los Duques de Cambridge reviven el momento en el que se enamoraron

Guillermo y Catherine asistieron a la gala del 600º aniversario de la prestigiosa Universidad de St. Andrews

null


Un joven apuesto con sangre real y una estudiante dulce y alegre cuya aspiración más inmediata era graduarse con excelentes notas. Sólo hizo falta un instante, un segundo, un suspiro, para que sus miradas se cruzasen y sus corazones quedaran prendados para siempre. La Universidad de St. Andrews fue testigo de su 'flechazo' y ahora, diez años después de aquel mágico momento y convertidos en Duques de Cambridge, Guillermo y Catherine no han querido perder la oportunidad de homenajearla en una noche en la que, sin duda, habrán revivido aquellos inolvidables momentos.


Así, la prestigiosa universidad escocesa ha celebrado su gran noche con dos ex alumnos muy especiales como grandes protagonistas. Guillermo, en calidad de patrón de la fundación creada por su 600º aniversario de St. Andrews para promover nuevas becas estudiantiles, y Catherine acudieron a la gala que se celebró en el Westminster's Middle Temple Hall de Londres, donde recordaron con nostalgia sus años de estudiantes. "Es una noche muy especial para Catherine y para mi", aseguró en su discurso el hijo de Carlos de Inglaterra, que además es patrón de la universidad. "Reúne a dos instituciones a las que apreciamos mucho: nuestra alma mater, la Universidad de St Andrews, y Middle Temple, nuestros anfitriones de esta noche. Ambas, instituciones de renombre mundial", aseguró Guillermo.

"Hemos tenido el privilegio de recibir la mejor educación universitaria y todos apreciamos a St Andrews. Nos gusta por sus tradiciones, que están en el corazón de la historia de Escocia, porque nos hizo mirar más allá de las fronteras y, tal vez lo más importante de todo, la recordamos con cariño por las amistades que forjamos durante nuestra época universitaria". "Al mirar a todos los presentes aquí esta noche, e incluso a la persona que está sentada a mi lado, doy gracias a Dios por esas amistades que nacieron entre sus paredes", declaró el príncipe.


Para esta velada tan especial, la duquesa de Cambridge decidió repetir diseño y lució el precioso vestido de una de sus diseñadoras favoritas, Alice Temperley, con el que asistió hace unos meses al estreno de la película War Horse. Como complemento, y en guiño a su querida universidad, llevó un clutch de color rojo, el mismo tono de la toga de sus estudiantes.

null


Hace diez años...
Cuando en marzo de 2002 el príncipe Guillermo vio desfilando sobre la pasarela a una atractiva joven que respondía al nombre de Catherine Middleton, poco podía imaginarse que años más tarde se acabaría convirtiendo en su esposa. Por aquel entonces, la Universidad de St. Andrews, en la que ambos estudiaban y fue testigo de su historia de amor, celebró un acto benéfico para ayudar a diseñadores noveles que querían triunfar en el mundo de la moda. Así, Guillermo no se lo pensó dos veces y decidió mostrar su apoyo a la causa acudiendo al desfile solidario, un evento que sin duda cambiaría su vida para siempre.

- - -

Dale "Me gusta" a nuestra página de ¡HOLA! en Facebook

Recomendaciones



Horóscopo