Cataluña siempre exige de los Reyes lo mejor y don Felipe y doña Letizia demuestran una y otra vez en cada una de sus visitas que siempre están en su papel. Ayer, al día siguiente de su 13º aniversario de boda, Sus Majestades viajaron a Barcelona con motivo del acto de entrega de las becas la Caixa para cursar estudios de posgrado. Ayudas gracias a las cuales 120 estudiantes se formarán en algunos de los centros académicos más prestigiosos del mundo (65 becas para cursar estudios de posgrado en Europa y 55 becas para cursar estudios de posgrado en América del Norte y Asia-Pacífico).

reina-letizia-cr-2zVER GALERÍA

Los Reyes celebran su aniversario de boda con los reyes Juan Carlos y Sofía

Don Felipe y doña Letizia celebran junto al rey Guillermo de Holanda su 50º cumpleaños

La reina Letizia y Juliana Awada, ¿con el mismo vestido?

Los reyes Felipe y Letizia acudían a la entrega en la Fundación la Caixa, la sede del trabajo de la infanta Cristina. Aunque la Infanta viaja con relativa frecuencia a la Ciudad Condal por motivos laborales, no se encontraba en la fundación bancaria española, pues ahora realiza toda su gestión desde Suiza. No obstante hace apenas quince días del primer encuentro público de doña Cristina con los Reyes desde su absolución del caso Nóos, con ocasión del funeral en memoria de Alicia de Borbón-Parma. Acompañaban a los Reyes en este acto la Vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y el Presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont.

reina-letizia-g3-7zVER GALERÍA

Para una cita tan especial como esa doña Letizia fue la Reina de rojo. Volvió a apostar por uno de los colores que mejor le sienta, una apuesta segura de elegancia. Tras el vestido asimétrico de Stella McCartney para el 50º cumpleaños de Guillermo de Holanda y tras la chaqueta de piel con péplum de Carolina Herrera por su aniversario de boda, acudía de nuevo a la firma alemana Hugo Boss, una de sus favoritas en los últimos tiempos, para sentar cátedra de estilo en la entrega de las becas de excelencia educativa. Doña Letizia completó su atuendo con una cartera de Carolina Herrera de pitón, así como unos zapatos de Magrit, a tono con su vestido de hombros metidos y silueta lápiz. Unos pendientes dorados en forma de hoja de El Mito de Gea, así como su larga melena rubia, suelta, lisa y con la raya a un lado, coronaban de oro su puesta de rojo.

reina-letizia-g3-9zVER GALERÍA

El acto de celebración se puso serio para guardar un minuto de silencio por las víctimas del terrible atentado de Mánchester. El Rey comenzó su intervención con su muestra de solidaridad y afecto al pueblo británico haciendo llegar “a las familias y allegados de las víctimas el sentimiento de nuestro cariño, así como las condolencias más sinceras. El pueblo y el Gobierno británicos saben que cuentan con el apoyo incondicional de España para luchar contra la violencia terrorista con la fortaleza del Estado de Derecho y el espíritu democrático que rigen nuestra convivencia y nuestras estrechas relaciones de amistad”.

reina-letizia-g3-11zVER GALERÍA

Centraron entonces su discurso las becas de excelencia que son “expresión de una filosofía, de una estrategia consciente de que el porvenir de nuestros jóvenes y de nuestra sociedad depende en gran medida de que tengan acceso a la mejor formación”. El Rey dio la enhorabuena “a quienes habéis obtenido las becas de la Caixa” y también “a vuestras familias, profesores y a todos los que en cualquier momento de vuestros años de estudio os han animado o ayudado a formaros más y mejor, a querer hacerlo, o a comprender lo que os iba en ello para la vida de cada uno y para contribuir mejor al bien común”. Y agradeció a la Caixa “el haber creado, mantenido e impulsado este programa de ayudas que es una auténtica referencia en el ámbito del sector privado español”. 

Más sobre

Regístrate para comentar