Los Duques de Palma ultiman su mudanza tras conocerse la fianza solicitada para Iñaki Urdangarín y su socio

Coincidiendo con el anuncio de casi 137 millones de pesos de fianza para ambos, una camioneta recoge las últimas pertenencias del matrimonio

Cuando se hacía pública la fianza civil solicitada por la Fiscalía de España para el esposo de la infanta Cristina, que asciende a unos 67 millones de pesos y a la que tendrá que hacer frente con su patrimonio, una camioneta de mudanzas, bajo la tutela de la Policía Nacional de España, recogía las últimas pertenencias de los Duques de Palma y hacía los últimos traslados a su palacete de Pedralbes, un exclusivo Barrio de la ciudad de Barcelona, que costó poco más de cien millones de pesos, más unos diez millones de remodelaciones.

 

Iñaki Urdangarín

 

La vida que están haciendo los Duques de Palma en Barcelona es discreta y, entre otras cosas, ahora rentan una casa más modesta en las afueras de Barcelona. Mientras la Infanta acude diariamente a su puesto de trabajo en la importante caja de ahorros y pensiones española, La Caixa, Iñaki Urdangarín prepara su defensa para el juicio que se le viene encima. Aunque no les han faltado dificultades a los Duques en el último año, su amor ha salido de todas fortalecido y el matrimonio supera los problemas más unidos que nunca.

 

El palacete de los Duques de Palma

 

Por otra parte, si los Duques de Palma no entregan la cantidad de la fianza en el plazo que fije el juez tendrán que presentar en el juzgado un aval bancario sobre los bienes inmuebles de su propiedad hasta cubrir la cuantía. Además de su residencia el palacete de Pedralbes, que adquirieron en 2004 y que han tenido que abandonar debido a las circunstancias, tenían tres departamentos y dos garajes en Palma de Mallorca y otro departamento más en Terrassa, un municipio situado a 20 minutos de Barcelona.

Las cifras antes mencionadas corresponden al cambio de moneda del día en que se ha redactado esta noticia.


Más noticias