La Familia Real española despide a Sabino Fernández Campo en su capilla ardiente

Los Reyes han acudido esta tarde al tanatorio de Tres Cantos para rendir tributo a su leal colaborador y es probable que también se acerquen hasta allí los Príncipes de Asturias a su regreso de Barcelona

null
PULSE SOBRE LA IMAGEN PARA VER LA GALERÍA FOTOGRÁFICA

Los Reyes han transmitido su pesar por la muerte de Sabino Fernández Campo, ex jefe de la Casa del Rey y Conde Latores, con un sentido y cariñoso abrazo a la viuda y los hijos durante su visita a la capilla ardiente. Don Juan Carlos y doña Sofía llegaron a las 18:30 horas al tanatorio de Tres Cantos. Ambos, con el gesto triste, y la Reina, de riguroso luto. Nada más llegar, a la misma entrada del recinto, abrazaron efusivamente a la viuda y los hijos Luis y Miguel. Gesto que repitieron a la salida, 20 minutos después. Los Príncipes de Asturias tienen prevista su llegada alrededor de las 21:00 horas, a su regreso de Barcelona, donde esta tarde han presidido el acto de inauguración oficial del nuevo campus de la escuela de negocios ESADE en Sant Cugat del Vallès.

 

nullVER GALERÍA

 

Las Infantas visitaron esta mañana la capilla ardiente. Doña Elena y doña Cristina, que llegaron al tanatorio a las 11:40 horas y fueron recibidas por un hijo de Fernández Campo, despidieron con gran pesar a este leal colaborador fallecido esta madrugada como consecuencia de una neumonía, y arroparon a sus familiares –a su viuda, María Teresa Álvarez, y a sus hijos- , quienes se mostraron muy agradecidos por las muestras de cariño y las condolencias recibidas por la Familia Real española. Veinte minutos después, las hijas de los Reyes abandonaron el recinto con semblante serio y sin querer hacer declaraciones.

Ningún miembro real quería faltar hoy a esta tributo. Y es que le unía a Sabino a la Familia Real española una relación de cerca de veinte años a su servicio. Fue Secretario General y Jefe de la Casa del Rey entre 1977 y 1993, acompañó al Rey en los momentos más difíciles de la Transición y contribuyó al fracaso del golpe de Estado del 23 de febrero de 1981. Prueba de su cariño es que la Casa Real ha estado pendiente en todo momento del estado de salud de Sabino Fernández Campo desde que fuera hospitalizado el pasado 12 de octubre en la clínica Ruber Internacional de Madrid tras ser intervenido de urgencia por una oclusión intestinal. La Reina fue a visitarle durante su ingreso en el centro hospitalario y esta mañana ha telefoneado a la viuda para expresarle sus condolencias, mientras que el Rey se interesó personalmente por su evolución todos los días a través del teléfono.

 

nullVER GALERÍA


Muchos han lamentado profundamente su muerte. Numerosas personalidades han acudido a despedir al Conde de Latores: el Alcalde de la capital, Alberto Ruiz-Gallardón; el Presidente del Congreso, José Bono, que iba acompañado de su consuegra, Natalia Figueroa; el ex Presidente del Gobierno, José María Aznar; el hijo de Adolfo Suárez, Adolfo Suárez-Illana; el ex rector de la Universidad Carlos III, Gregorio Peces Barba; el ex dirigente del PCE, Santiago Carrillo; el ex secretario general ugetista, Nicolás Redondo; la Duquesa de Alba y el Presidente de El Corte Inglés, Isidoro Álvarez, entre otros.

El padre Ángel ha oficiado a las 13:00 horas una misa funeral por su eterno descanso, presidida por su familia, a la que han asistido estos y otros amigos, y es posible que el Ayuntamiento de la capital asturiana organice mañana un homenaje en honor al ex jefe de la Casa del Rey ante el monumento dedicado a su figura, en el Parque de San Francisco. Todos los que le querían le echarán de menos. Pero nadie tanto como su viuda y sus hijos para quienes el único consuelo en estos difíciles momentos es pensar que “Sabino murió sin dolor” y vivió “91 años plenos”.



Más sobre

Regístrate para comentar