Tras las huellas de doña Letizia

La Princesa de Asturias vuelve a pisar fuerte esta nueva temporada con los 'letizios': zapatos y sandalias de plataforma y taconazo

gris

Doña Letizia no anda de puntillas por la vida. No. Pisa fuerte con plataformas y taconazos. La Princesa de Asturias ha encontrado la horma de su zapato, y nunca mejor dicho, en sandalias y en peep-toes, que algunos con mucha gracia llaman letizios por la afición que tiene la Heredera a este calzado. Los ha llevado en prácticamente todas sus puestas en escena de los últimos tiempos. Ya sea para una audiencia, para acudir a una recepción, para presidir una entrega de premios...

  img

Para vestir de noche o de día, la Princesa se asoma al mundo desde sus tacones de cerca de 12 centímetros y se calza tales prodigios del zapatero para acortar distancias con las alturas de su Príncipe (ella mide 1,68 y don Felipe, 1,97). No es ni será la única que disimula diferencias de talla (por exceso o defecto) con el marido gracias a sus zapatos. Ahí está Carla Bruni que ha cambiado los stilettos por bailarinas para que Nicolás Sarkozy no pareciera tan bajito a su lado.

  taconn

La Princesa viste sus pasos de raso, de pitón, de tela, de charol... De glamour. Y es que a doña Letizia se le van los pies tras exquisitos zapatos con tacón de vértigo. Cuando la Princesa encuentra uno a su gusto se lo compra a pares en distintos colores para combinarlos con varios de sus conjuntos.

  broche

Su vestidor alberga las mismas sandalias de tiras en blanco, en morado y en beige y blanco, así como también modernos peep toes con aberturas a los lados en gris y en color carne; otros con tiras cruzadas en naranja fuego y en dorado, pasando por los más clásicos con pulsera en azul noche, beige y negro y los que simulan piel de serpiente en verde y negro y en plata. Todas las versiones para pisar con garbo. Y lo cierto es que no sólo los lleva con elegancia y soltura, y le sientan de maravilla, sino que sus letizios han dejado huella en los guardarropas de muchas mujeres.

Más sobre

Regístrate para comentar