Doña Letizia recoge al príncipe Felipe en el Club naútico tras la jornada de regatas

El Príncipe de Asturias se ha embarcado hoy junto a sus compañeros del CAM para disputar la 27ª edición de la Copa del Rey Audi Mapfre, que marca el punto álgido de la temporada de vela de alta competición en el Mediterráneo, en la gran cita para diseñadores, constructores, armadores y tripulaciones, en la que participan ciento diez embarcaciones de dieciséis países. Pero su llegada al Club Náutico de Palma, esperada como agua de mayo por los profesionales de la prensa y por los admiradores de la [Familia Real española], no incluía, para su desilusión, la de sus mujeres, su esposa e hijas, las infantas Leonor y Sofía. La [princesa Letizia] puso remedio a las objetivos tristes de los fotógrafos esta tarde, tras la jornada de regatas, al presentarse por sorpresa en el puerto deportivo para recoger al Príncipe.

La princesa Letizia, reina de la moda
Que el guardarropa de la Princesa de Asturias respira tendencias se ha comprobado en sus últimas apariciones públicas. Se ha superado en cada puesta con el más juvenil, más de moda, o más sofisticado todavía, y sigue sorprendiendo. El look náutico de esta tarde continúa la línea marcada: femenina y con un toque chic a todas horas. Lució para la ocasión una blusa blanca de encaje, con hombros descubiertos y anudada a la cadera; falda beis, alpargatas a tono, y maxi gafas de pasta de color negro. Por su parte, el príncipe Felipe vistió de regatas: polo blanco y pantalón corto beis de la marca Burberry, gorra y gafas de sol. Antes de salir de las intalaciones posaron para la prensa sonrientes, abrazados y de la mano. La espera mereció la pena.

Más sobre

Regístrate para comentar