Los Duques de Palma y sus hijos, vacaciones en Vitoria con los Urdangarin

Los Duques de Palma de Mallorca, acompañados de sus cuatro hijos, Juan Valentín, Pablo Nicolás, Miguel e Irene, ya disfrutan de unos días de descanso en la casa de la familia Urdangarin en Vitoria, donde residen los padres de don Iñaki. Como hacen tradicionalmente por estas fechas, en esta ocasión han pasado las primeras fiestas navideñas en el palacio de la Zarzuela, junto a los Reyes, los Príncipes de Asturias y su hija, la infanta Leonor, y los Duques de Lugo y sus hijos, Froilán y Victoria Federica, y ahora han viajado a la capital alavesa para recibir el año 2007.

El primer saludo de Irene
La [infanta Cristina] y su esposo se trasladaron a Vitoria para celebrar la segunda parte de las fiestas navideñas rodeados por la familia Urdangarin. Los Duques de Palma aprovecharon el día de los Santos Inocentes para dar un largo paseo por el centro de la capital alavesa. Durante el mismo, fuimos testigos de la magnífica relación entre don Iñaki y los chicos, de los siempre oportunos cuidados y muestras de cariño de la Infanta a sus pequeños, de los juegos y bromas de los niños, así como de los primeros pasos y los primeros saludos de la benjamina, Irene. En definitiva, del paseo por las calles de Vitoria de una familia feliz y llena, que, entre paso y paso, haciendo gala de su naturalidad y simpatía, no tuvo ningún reparo en posar, muy sonriente, para los fotógrafos.

Estas han sido, sin duda, unas Navidades muy alegres para la [Familia Real española]. A la enorme felicidad de celebrar unidos estas emotivas fechas, aderezada por la ilusión y el bullicio de los más pequeños, se ha unido la buena noticia de que la familia volverá a crecer la próxima primavera, con el nacimiento del bebé que esperan los Príncipes de Asturias para el mes de mayo. Doña Cristina, que está muy unida a sus padres y hermanos, aprovechó su estancia en Madrid para festejar la buena nueva y pasar el máximo tiempo con los suyos disfrutando de las típicas reuniones familiares, así como de otros divertidos planes, entre ellos una inesperada salida por el casco urbano de Madrid y una chocolatada con churros en San Ginés.

Más sobre

Regístrate para comentar