Los Príncipes de Asturias celebran su segundo aniversario de boda en Fuenlabrada

Pero fueron los niños fuenlabradeños los principales destinatarios de la primera parte de su visita. Los Príncipes de Asturias se trasladaron hasta el colegio público 'Dulce Chacón', en el barrio de Loranca, para inaugurar oficialmente este centro educativo. Allí les esperaban Víctor y Andrea, quienes entregaron un ramo de flores a la Princesa Letizia. A modo de saludo, el Príncipe de Asturias "chocó los cinco" con el pequeño, que parecía encantado con la visita de ambos. Don Felipe y doña Letizia saludaron a la madre de la escritora fallecida Dulce Chacón, así como a su hermana Inma, su hija, Dolores, y el hijo de ésta, el pequeño Gonzalo. La familia de Dulce Chacón les entregó la biografía completa de la escritora y también la de su hermana Inma. Después, don Felipe y doña Letizia rompieron el protocolo y saludaron a algunas de las trabajadoras del centro, encargadas del comedor, que aprovecharon el momento para estrecharles la mano, propinarles besos y hacerse una foto con ellos.

Un cuento para la infanta Leonor
Acto seguido, los Príncipes visitaron algunas aulas del centro. "Mirad quién viene a veros. Fijaos qué honor", dijo una de las profesoras para presentar a [don Felipe], que vestía para la ocasión un traje de color gris con camisa a rayas y corbata azul, y [doña Letizia], que llevaba un traje de pantalón rojo y chaqueta combinada en beige y rojo, a su llegada. Los pequeños preguntaron a los Príncipes, que a menudo son desplazados en popularidad por su primogénita, dónde se encontraba la infanta Leonor -"En casa", repondió la Princesa- y les obsequiaron con un cuento para ella, titulado Adivina cuánto te quiero. Finalizado el recorrido, se dirigieron al hotel Las Provincias, donde almorzaron con un grupo aproximado de ochenta personas representativas de la sociedad de Fuenlabrada y la Comunidad de Madrid. El menú consistió en crema de patata y almendras con vieiras y carabineros, lomo de lubina con espinacas en salsa de ciruela y piñones y de postre, esponja de mango con corazón de frutas.

Esta tarde, concluirán su estancia con las visitas a la empresa Casbega (Compañía Castellana de Bebidas Gaseosas) y al Centro Cultural Tomás y Valiente, donde permanecerán hasta pasadas las ocho de la tarde. Aunque no hay nada previsto por la noche, quizá don Felipe y doña Letizia celebren en privado su aniversario saliendo a cenar.

Más sobre

Regístrate para comentar