Los Príncipes de Asturias retoman su agenda oficial tras el verano

El verano toca a su fin. Da sus últimos coletazos, mientras la inmensa mayoría de los españoles se reincorpora ya a sus trabajos. También ha sido éste el caso de los Príncipes de Asturias que reanudaron ayer, después del paréntesis estival, su agenda oficial. Don Felipe, con cuatro actos en el Palacio de la Zarzuela, a dos de los cuales asistió acompañado por su esposa: una audiencia al Consejo General del Notariado y otra a la Asociación de la Prensa de A Coruña.

Una agenda apretada
Tras su estancia en Mallorca y Asturias, [don Felipe] y [doña Letizia] han retomado sus compromisos con las pilas cargadas, pero, sobre todo, especialmente felices ante la proximidad del futuro nacimiento de su primer hijo. La Princesa, que dará a luz el próximo mes de noviembre, estaba radiante en su primera comparecencia pública después del verano con un conjunto pantalón negro y una chaqueta blanca, tras la que asomaba una tripa cada vez más evidente.

El Príncipe de Asturias expresó su solidaridad con el pueblo estadounidense afectado por el huracán Katrina, durante su encuentro con la Junta directiva de la Cámara de Comercio Americana en España, que tiene entre sus objetivos favorecer la implantación de empresas españolas en Estados Unidos. La delegación asistente estuvo presidida por Jaime Malet, quien invitó al Heredero de la Corona a visitar, sin fecha concreta, en Estados Unidos alguna de sus empresas asociadas. A continuación, el Heredero recibió a la última promoción de Registradores de la Propiedad y Bienes Muebles y Mercantiles, encabezada por Pilar Blanco Morales a quién acompañó Fernando Méndez como decano de los Registradores.

Infinidad de libros y una escultura
La primera jornada de trabajo para los Herederos fue intensa. Tras su cita con el Consejo General del Notariado (el tercer acto del día para don Felipe y el primero para doña Letizia), los Príncipes de Asturias recibieron, también en el Palacio de la Zarzuela, a los representantes de la Asociación de la Prensa de A Coruña en una audiencia privada que se prolongó por espacio de una hora. El encuentro se enmarcaba en los actos conmemorativos del centenario de la entidad, que se vienen celebrando desde el pasado 5 de diciembre. Don Felipe y doña Letizia fueron agasajados con numerosos libros y con una escultura alegórica del trabajo diario del periodista, de Julia Ares.

Más sobre

Regístrate para comentar