La princesa Lalla Salma de Marruecos organiza una merienda en honor de Matilde de Bélgica

Los Herederos al trono belga se encuentran de visita oficial en el país africano

nullVER GALERÍA

PULSE SOBRE LA IMAGEN PARA VER LA GALERÍA FOTOGRÁFICA

El príncipe Felipe y la princesa Matilde de Bélgica se encuentran estos días en Marruecos realizando una visita oficial. La visita comenzó hace casi una semana, cuando los Duques de Brabante aterrizaron en el Aeropuerto Internacional Mohammed V de Casablanca, donde fueron recibidos por el príncipe Moulay Rachid. hermano del soberano marroquí.

Los Príncipes pasaron revista a una unidad de la Marina Real de Marruecos. Después, los Herederos se trasladaron a la capital marroquí donde visitaron el mausoleo del rey Mohammed V, en el que depositaron una corona de flores en señal de respeto. Por la noche fue el turno de la cena de gala en honor de los Herederos belgas en el Palacio Real de Rabat.

El lunes pasado se trasladaron a Marrakech, donde el Príncipe fue el encargado de inaugurar una conferencia económica de dos días de duración en la que participaron 25 mandatarios de Oriente Medio y del Norte de África. Resaltó en su discurso la importancia de las relaciones comerciales: "Para un inversor la confianza y la estabilidad contractual es una condición esencial".

nullVER GALERÍA

Por su parte la princesa Matilde presidió un encuentro de mujeres empresarias belgas con sus homólogas de Marruecos. Durante la reunión se compartieron experiencias y se analizaron las posibilidades de reforzar la cooperación entre ambos países. La Princesa se reunió posteriormente con la princesa Lalla Salma, esposa del rey Mohammed VI.  

Pese a la apretada agenda de los Príncipes también ha habido tiempo para el ocio. Los Herederos visitaron, por ejemplo, el mercado de Marrakech, donde tuvieron la oportunidad de degustar los deliciosos dulces marroquíes.

nullVER GALERÍA

El viaje, organizado por la Agencia Belga de Comercio Exterior así como por las oficinas de exportación de las comunidades flamenca y valona, tiene un marcado carácter comercial y económico. Ha sido calificada por los medios belgas como la visita más importante de los Príncipes desde el viaje a China en 2004 ya que además de la comitiva real más de 350 representantes de empresas tecnológicas belgas forman también parte de la partida.

Los Herederos han estado acompañados durante el viaje igualmente por Charles Michel, Ministro de Cooperación para el Desarrollo, y por el Ministro de Medio Ambiente del país europeo, Paul Magnett. El objetivo último de la visita es promover los contactos entre las empresas belgas y marroquíes, sobre todo en tres sectores que en los próximos años serán claves en el desarrollo del país africano: el sector turístico, las obras públicas y el sector portuario.

Peter Demuynck, representante de Agoria, federación de la industria tecnológica belga, ha subrayado el importante papel del Príncipe heredero durante la visita: "Gracias a la visita del príncipe Felipe podemos reunirnos con personalidades del más alto nivel y de ese modo conseguir contratos más ventajosos para las empresas belgas. Su presencia abre puertas". La participación de la princesa Matilde no es menor. Durante estos días se encargará de promover la imagen de Bélgica en Marruecos en diversos eventos.

Más sobre

Regístrate para comentar