Kitín Muñoz y Kalina de Bulgaria: nuevo libro, nueva vida y nuevo 'look'

El aventurero y la princesa Kalina, que sorprendió con un estilo andrógino, revelaron en la presentación de 'Mousem de Tan Tan' su decisión de vivir un año en el desierto


nullVER GALERÍA
PULSE SOBRE LA IMAGEN PARA VER LA GALERÍA FOTOGRÁFICA

 

Si en Marruecos el aventurero Kitín Muñoz Valcárcel tuvo el honor de hacer entrega al soberano marroquí, durante los actos de celebración del décimo aniversario en el trono del rey Mohamed VI, del primer ejemplar del libro del que es autor sobre El Moussem de Tan Tan, la presentación en Madrid junto a su esposa, Kalina de Bulgaria, ha contado también con el favor de numerosas personalidades. Se dieron cita en la Casa Árabe de Madrid para arropar esta otra aventura de Kitín la princesa Irene de Grecia, hermana de la reina Sofía; el príncipe Konstantin, hermano de la princesa Kalina; Pitita Ridruejo, la abogada Teresa Bueyes, y la modelo, actriz y presentadora de televisión Sandra Ibarra, entre otros.

La obra, editada por la Editorial Planeta, recoge el tradicional encuentro cultural y social entre las poblaciones nómadas del Sáhara. Esta costumbre ancestral, extinguida hace años, se recuperó en 2003, gracias al apoyo de UNESCO y a la labor personal de Kitín, uno de sus Embajadores de Buena Voluntad. Tras celebrarse durante 5 años de manera ininterrumpida, El Moussem de Tan Tan fue declarado por UNESCO Patrimonio Intangible de la Humanidad. Ahora, este retazo de historia se ha compilado en una edición de semilujo. El libro de 192 páginas y prologado por el Director General de UNESCO, Mr. Koïchiro Matsuura, sale al mercado en dos versiones, español-árabe e inglés-francés, y recoge cómo se han revivido en este lustro las tradiciones culturales y la vida social de la cultura saharahui.

 

null

 

Las aventuras del matrimonio no acaban en este libro. Ya preparan la siguiente: volver a las tierras del Sáhara Occidental. “Viviremos con nuestro hijo en una jama. Puede parecer una locura por el niño, pero no hay que darle mayor importancia. Allí es una cosa muy natural”, declaró Kitín. Un sueño para el explorador que la princesa Kalina, su incondicional compañera de correrías, ha aceptado como suyo. Y es que ella es de su misma condición. De naturaleza inquieta: "Es igual de aventurera o más que yo”. Su afición camaleónica ya da una idea. Ayer, aprovechando el evento festivo, tocaba cambio y la Princesa sorprendió con un nuevo look andrógino (el pelo afeitado a rayas en dos largos distintos). Una imagen épica, como sus vidas.

Más sobre

Regístrate para comentar