Los Sarkozy se encaprichan de la residencia de Yves Saint Laurent

El exclusivo piso que perteneció al legendario diseñador se vende junto a su colección de arte, por 373 millones de euros

Los Sarkozy podrían adquirir el exclusivo dúplex de 700 metros cuadrados que perteneció Yves Saint Laurent, fallecido el pasado junio. La residencia, de dos pisos y con jardín, está en venta desde el pasado mes de febrero, junto a la colección de arte del modisto, por 373 millones de euros y, según distintas publicaciones francesas, el presidente Nicolas Sarkozy y su esposa, Carla Bruni, se perfilan como los posibles compradores.  De trasladarse a esta vivienda a orillas del Sena, la pareja tendría como vecinos a viejos amigos, ya que se encuentra en el mismo edificio de la 55 Rue de Babylone en el que el cantante de los Rolling Stone, Mick Jagger, ex pareja de la Primera Dama, posee un apartamento.

No sería la primera mudanza de Sarkozy en lo que lleva de mandato. No en vano, se trata del primer Presidente de Francia que no reside en el Elíseo, ya que coincidiendo con su primer aniversario de boda se trasladó a la casa de Bruni. Nicolás Sarkozy vive, desde el pasado mes de enero, en la propiedad que su esposa posee cerca de Villa Montmorency, una zona de acceso privada que se encuentra en el barrio 16 de París, donde se concentra la mayor parte de la nobleza y la aristocracia de la capital francesa. Si bien la presencia del mandatario como residente del barrio no ha gustado al rico vecindario, que han dado queja de las molestias que ocasiona el personal de seguridad pegado todo el día a la pareja.

El Presidente de la República aparece empadronado desde el primer día de 2009 en el distrito XVI de la ciudad del Sena, donde la Primera Dama tiene un palacete en el que residen durante la semana. Sarkozy se desplaza con escolta todas las mañanas a su despacho en el Palacio presidencial. La pareja sólo se traslada a la residencia oficial en el Elíseo, una segunda casa para él desde su enlace con la ex modelo, los fines de semana.

Más sobre

Regístrate para comentar