Tendencias 2014: Novias con 'ruffles', fruncidos y volantes

Desde los vestidos de inspiración española, a los románticos de encaje para bodas en el campo, el 'péplum' o las faldas princesa

by hola.com

Hubo un tiempo en el que los vestidos de novia de volantes eran un terreno casi exclusivo de Victorio & Lucchino: el dúo sevillano dominaba el corte de inspiración flamenca, con sinuosos acabados, cortes al biés y trajes que recordaban a la espuma de las olas gracias a diminutos frunces, pliegues y drapeados.

Un look que tenía su réplica al otro lado del charco de manos de Oscar de la Renta: el dominicano es otro amante de los vestidos de novia de volantes, que no duda en acompañar de mantillas e incluso peinetas si se tercia. Una tendencia que en los últimos años ha ido ganando peso, y el volante tradicional ha cedido terreno a otras versiones igual de coquetas e inspiradas que el 'faralae' de toda la vida: ruffles, maxivolantes, cortes 'péplum', colas y hasta escotes se estructuran con detalles volados, convirtiendo lo que antes era una pieza ornamental en una tendencia con nombre propio.

Las colecciones destacadas para 2014: las de Inés di Santo y Reem Acra, en Nueva York, que ceden todo el protagonismo a los volantes bien definidos en sus creaciones, y Miquel Suay y Franc Sarabia en Barcelona, que acomodan el frunce tradicional a las nuevas tendencias de novia. * Usa las teclas derecha e izquierda para navegar por las fotos en la página
Vestido con falda de maxivolantes que caen desde la cintura, de Reem Acra. El cuerpo de encaje contrasta con el movimiento de la falda, dispuesta en costuras verticales. 
Dos formas de lucir los volantes: en línea sirena, con 'faralaes' de estilo español a la altura de la rodilla, y con falda princesa, con detalles bordados sobre las capas de tul. De Reem Acra. 
Detalle de volante a la espalda, a modo de cola en seda de organza. La falda princesa con capas de volantes rematados es otra de las tendencias de la próxima temporada. De Amsale
A la izquierda, vestido de línea sirena con volantes muy marcados a la rodilla y escote corazón. A la derecha, dos maneras de lucir volantes desde la cintura, con look estilo 'péplum' que cae en cascada sobre la cadera, o con falda princesa con volantes en espiral. De Inés di Santo. 
Detalle de escote de volantes, con cinturón de pedrería, de Patricia Avendaño. 
La firma francesa Cabotine se decanta por los volantes de inspiración rural, con vestidos de corte imperio o línea 'A' en varias capas, rematados con encajes o puntillas. 
Ruffles de inspiración romántica cayendo a modo de cascada, vistas en el desfile de Inés di Santo en Nueva York. 
Frunces de gasa bajo la línea del muslo, de Kelly Faetanini. 
Detalle de cola de volantes de tul y encaje bordado, de David's Bridal. 
La diseñadora venezolana Carolina Herrera apuesta por el volante a lo largo de lo alto de la falda, con una pieza que parte de la cintura hasta los pies. A la derecha, falda sirena rematada con un volante de encaje. 
La espectacular cola de volantes de las creaciones de Anna Maier. La diseñadora se atreve con las aberturas frontales en el vestido, que dejan al descubierto una combinación de texturas alternando ruffles con líneas depuradas y crepe de seda. 
Vestidos de volantes de inspiración española, vistos en los desfiles de Oscar de la Renta, Rivini y Franc Sarabia. 
Cuatro vestidos de novia con volantes, de Miquel Suay: con frunce vertical cruzado, a capas, princesa y corto a la rodilla, estilo campana. 
Los reyes de los 'faralaes': Victorio & Lucchino, más comedidos en el uso del volante que de costumbre, no fallan con este modelo de aire flamenco y espalda de encaje. Para las menos atrevidas: el bolero de volantes y frunces, a juego con el bajo cortado al 'biés'. 

Más noticias sobre...

Últimos comentarios

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema