Barcelona Bridal Week 2014: Las coquetas invitadas 'vintage' de Sonia Peña y Cabotine

Las dos firmas se desmarcan con sus propuestas de fiesta, que nos invitan a hacer un viaje en el tiempo con colores empolvados y líneas rectas

by hola.com
El mar, la luz de las velas y la calma de las noches inspiran la nueva colección de novia y fiesta de Gema Nicolás, la directora creativa de Cabotine, tercera firma en presentar sus colecciones en la úlitma jornada de Gaudí Novias.

Los empolvados, que se han convertido en la tendencia más destacada de los vestidos para invitadas de cara a 2014 -al menos en lo que hemos podido ver hasta el momento en esta edición, con diseñadores como Jordi Dalmau o Patricia Avendaño rindiéndose a rosas y nudes-, se convierten en el punto de partida de la firma, con notas en rojo y dorado, azules en tonos acero y plata.

Otra colección de fiesta que ha deslumbrado esta tarde en la Barcelona Bridal Week ha sido la de Sonia Peña: un homenaje a la década de los años 30, que parte del mítico club neoyorquino Cotton Club, con vestidos de caídas rectas y talles bajos, sinuosos escotes en la espalda, tejidos soft y broches de cristal.
* Usa las teclas derecha e izquierda para navegar por las fotos en la página
La diseñadora Gema Nicolás ha presentado su colección de fiesta para 2014 en el marco de la Barcelona Bridal Week, con algunas concesiones a las novias en blanco nuclear, con looks románticos en encaje capeado, vestidos cortos cincuenteros y transparencias con escotes de línea halter. 
El mar, la noche y la luz de las velas inspiran la evocadora línea de fiesta, con los empolvados, marinos y dorados como paleta de color, y toques de rojo en los vestidos más atrevidos. 
La diseñadora apuesta por la sutileza de los tejidos naturales y vaporosos que acarician la piel: sedas, georgettes y delicados encajes, cubiertos con diminutos destellos en forma de cristales y paillettes
El color nude ha sido una de las tonalidades estrella en la moda de fiesta en esta edición de la Barcelona Bridal Week: ya ayer Patricia Avendaño incluía los empolvados en su colección de manera sorpresiva. Los vestidos de novia de Jorge Dalmau también se han decantado por el rosa en su propuesta para 2014. 
El rojo se convierte en la tonalidad más llamativa de la colección -al fin y al cabo es uno de los colores predilectos por las invitadas de boda, y uno de los tonos estrella en la edición del año pasado-, en sensuales creaciones envolventes, con drapeados cruzados sobre el pecho, aberturas, transparencias y bordados en hilo de oro. 
Por su parte, Sonia Peña homenajea la moda y música de los años 30 en su colección de fiesta 2014, viajando en el tiempo hasta el neoyorquino Cotton Club, gracias a vestidos de líneas rectas de marcado sabor vintage, con talles bajos y sinuosos escotes en la espalda. 
Los años 30 se imponen también en la elección de los tejidos, que hacen acto de presencia en su variante más soft, como los crepes de seda, los brocados, los encajes y los detalles de pedrería. Los broches de cristal se convierten en el complemento perfecto para estas creaciones, que invitan a bailar durante toda la noche. 
Para las bodas de tarde, los vestidos largos con transparencias, que casan a la perfección con la paleta de colores elegida por la firma para el año que viene, y que oscila entre el negro, el visón y como no, el nude, como grandes protagonistas.