¿Qué diseñador se atrevió a cerrar Cibeles con un vestido de novia?

La pasarela madrileña se adelantó unos meses a la Cibeles Madrid Novias


PULSA EN LA IMAGEN PARA VER LAS FOTOS

Es tradición que los desfiles de Alta Costura de París cierren con un espectacular diseño nupcial: Jean Paul Gaultier, Karl Lagerfeld para Chanel o Elie Saab son algunos de los nombres que no fallan, edición tras edición, a la hora de presentar una creación nupcial con las mejores sedas, joyas y bordados del mundo. Un diseño mágico, al alcance de muy pocas novias, que, sin embargo, aún pueden ver cumplido su sueño de vestir de pasarela remitiéndose a las creaciones de la Barcelona Bridal Week o, en más contadas ocasiones, a los vestidos con los que los modistos cierren los desfiles de temporada convencionales.

El último en sumarse a esta tendencia ha sido Roberto Verino, uno de los diseñadores más queridos de las pasarelas españolas, y que en la pasada edición de la Cibeles Madrid Fashion Week no sólo se desmarcó cerrando su desfile primavera-verano con una creación nupcial, sino que, además, lo hizo por todo lo alto: el vestido, elaborado en organza, con escote pronunciado en pico, espalda abierta y aplicaciones de Swarovski, se sale del cánon oficial del vestido de novia apostando por un mono de acabado vintage, con una cola lateral en forma de cascada de volantes. Un auténtico capricho, moderno y muy sexy, salido de las manos del modisto gallego, perfecto para las novias más atrevidas, 'adictas' a las tendencias de pasarela.

Más sobre

Regístrate para comentar