Boda a la vista: ¡No pierdas los nervios!

Mantener la calma durante los preparativos no siempre es una tarea fácil



A veces los nervios nos juegan una mala pasada, y no sólo ante el altar: los meses previos a la boda, cuando todo a nuestro alrededor se convierte en un verdadero hervidero de preparativos, pueden pasar factura en forma de estrés en grandes dosis, 'malos humos' y alguna que otra discusión. ¿Quieres algunos consejos para evitarte el mal trago? ¡No pierdas la calma y sigue leyendo!

Un factor clave a la hora de mantener alejado el estrés pre-boda en la pareja, es contar con espacios en casa en los que esté terminantemente prohibido hablar de encargos de flores, listas de invitados y nombres de salones. Tener un área wedding-free en casa supone que los dos podréis escapar a un rincón ajeno al estrés relacionado con los preparativos, hacer planes corrientes, salir a dar un paseo, ir al cine o cenar. En definitiva, sentir que recuperáis vuestra vida, sin que la boda lo domine todo.

Aunque normalmente somos nosotras las que tomamos las riendas de casi todos los preparativos, es cierto que, a veces, intentar controlarlo todo puede acabar con nuestros nervios... y los de cualquiera. Si ves que no puedes con todo, delega algunas tareas más 'masculinas' en tu pareja, como la organización del viaje de novios, el transporte, o el DJ y la música para después del banquete.

Las damas de honor, hermanas, primas e incluso la madrina, siempre son las mejores aliadas, no sólo para acompañarte a las pruebas del vestido, sino también para encargarse de pequeños detalles: seguro que si pides ayuda, la mayoría estarán encantadas de encargarse de parte de la decoración o de las flores... ¿Quién no quiere jugar a ser wedding planner por un día?

Una de las principales fuentes de preocupación durante los preparativos es el dinero: si tus expectativas no son realistas, lo más probable es que, a meses de la boda, ya te encuentres haciendo malabarismos con el presupuesto, intentando llegar a todo. Planifica detalladamente tus prioridades desde el principio, y no te pierdas algunos de nuestros trucos 'anticrisis' para recortar gastos.

Hacer deporte de manera regular no sólo te ayudará a lucir una silueta perfecta y una forma física envidiable: el ejercicio es la manera más saludable de controlar el estrés, y mantener a raya los nervios. Correr, nadar, bailar... te ayudarán a escapar y evadirte unas horas a la semana de las montañas de catálogos y muestras que te esperan en casa.

No te obsesiones con los detalles: a menos que quieras convertirte en una versión desquiciada de ti misma, es importante mantener la calma y asumir que, aunque no lo quieras, habrá algún que otro fleco suelto que se te escape. Tranquila: lo importante es que disfrutes de tu día y de todo el proceso que te ha llevado hasta él. Concéntrate en la 'foto general', olvídate de los pequeños detalles de los que sólo tú eres consciente, y disfruta de tu día mágico, pase lo que pase.

Más sobre

Regístrate para comentar