'Chic weddings': Así son las hadas madrinas del siglo XXI

¿Te imaginas tener la boda de tus sueños con solo chasquear los dedos?


¿Recuerdas a la ajetreada y meticulosa Jennifer López en la película Planes de boda? ¿Y a la todopoderosa Marion St. Clare, como la organizadora de bodas más solicitada de Manhattan en Guerra de novias? La tradicional figura americana de la wedding planner es un sueño para miles de novias del mundo, que se ven sepultadas por montañas de información, catálogos, direcciones, revistas, citas y cabos sueltos que atar en los meses previos a la boda. La cantidad de trabajo es proporcional a las dimensiones del enlace: cuanto mayor sea el número de invitados, más delicada la elaboración de la tarta, más complejos los platos del banquete o más refinadas las invitaciones, más y más horas de dedicación necesitarán los preparativos. Una entrega que no siempre es compatible con la ya de por sí ajetreada vida laboral de la pareja, o, sencillamente, los quehaceres básicos del día a día.

Por eso, la figura de la organizadora de bodas puede resultar la solución perfecta para las parejas que se lancen a confiar hasta el más mínimo detalle de su boda a estas agencias, expertas en planificar y gestionar hasta el extremo el 'día B'. El vestido perfecto para la novia, el chaqué del novio, los entrantes más sofisticados y la fuente de chocolate más alta, las flores más bonitas de la temporada, la decoración de ese palacete renacentista que te encanta, el alquiler de un coche vintage, las alianzas cortadas a medida, la orquesta con el cuarteto de cuerda que siempre soñaste, el mejor fotógrafo para los dias de lluvia y hasta la luna de miel, quedarán en sus manos. Vuestra única tarea: fijar un presupuesto, dar rienda suelta a vuestra imaginación, relajaros y supervisar, aprobar y descartar cada movimiento, hasta que el planning de vuestro día perfecto se despliegue como por arte de magia ante vuestros ojos.

Lo mejor: sus funciones no se limitan a los preparativos de la boda. El mismo día que os deis el 'si quiero' dispondréis de una wedding planner in situ, que se cerciore de que todo salga a la perfección: desde que todos los invitados estén a tiempo para la ceremonia, hasta de repartir el arroz, liberar mariposas, o coordinar el momento en que empieza a sonar el vals nupcial...

No te pierdas nuestras direcciones:

En Madrid, Valencia, Murcia y Bilbao:
Altaris Eventos

En Madrid:
Lunas de Boda

En Barcelona:
BCN Wedding Planners


En Valencia:
Ensueño Bodas

Más sobre

Regístrate para comentar