El Duque de Edimburgo 'progresa satisfactoriamente' tras ser operado

El Duque de Edimburgo 'progresa satisfactoriamente' tras ser operado

El Duque de Edimburgo, esposo de la reina Isabel II, fue sometido ayer a una operación en el abdomen de la que "progresa satisfactoriamente", según informó el Palacio de Buckingham. El príncipe Felipe "ha sido sometido a una operación exploratoria después de unos análisis abdominales. Los resultados serán ahora analizados. En esta fase temprana, progresa satisfactoriamente", reza un escueto comunicado real. El Duque de Edimburgo, que el lunes cumplirá 92 años, ingresó el viernes en el centro médico privado London Clinic, donde en los últimos días se le habían realizado diversos exámenes médicos. Según la BBC, el consorte real, que lleva 65 años casado con Isabel II, está "cómodo" en el hospital, donde aún permanecerá dos semanas, y la operación, llevada a cabo con anestesia general, salió "como estaba planeado". Aunque Buckingham no ha precisado a qué intervención fue sometido, el diario The Times asegura que se trata de una laparotomía, una cirugía destinada a abrir, explorar y examinar problemas en el abdomen. La familia real británica no ha interrumpido su agenda oficial y la Reina, de 87 años y que lleva ya 61 años en el trono, pasará el fin de semana en el castillo de Windsor, desde donde será informada del estado de su esposo. Ayer Isabel II se dejó ver, sonriente y con aspecto relajado, durante la inauguración de la nueva sede de la cadena BBC en el centro de Londres, un acto en el que estaba previsto que la acompañase su marido. Durante su estancia de más de una hora entre miles de periodistas, la soberana fue preguntada sobre el estado de salud del duque de Edimburgo, a lo que contestó que "no sabía" cómo se encontraba pero que "no estaba enfermo". La hospitalización del príncipe Felipe tomó por sorpresa al Reino Unido si bien Buckingham se apresuró a precisar que estaba programada y el duque entró por su propio pie en la clínica tras asistir a una fiesta en el jardín del Palacio. Es el cuarto ingreso hospitalario del marido de Isabel II en apenas 18 meses -el tercero en menos de un año-, si bien en esta ocasión su edad avanzada y la zona donde fue operado con anestesia general han generado especial preocupación. Según el cronista real de la cadena BBC, una de las voces más autorizadas sobre la monarquía británica, asesores de Palacio muestran privado sus temores por las consecuencias de una operación de estas características a una persona mayor y la Reina está "preocupada". Hasta que en las navidades de 2011 fue intervenido con urgencia de una angioplastia, Felipe de Mountbatten disfrutó de una salud de hierro y sus siguientes hospitalizaciones, en ambos casos por una infección de vejiga, no le hicieron reducir apenas sus compromisos oficiales.

Sabado 08-06-2013

archivo semanal:

Otros breves

Recomendaciones



Horóscopo