Imagen 10/32
La UE propone nuevas medidas que podrían ayudar a España a largo plazo

La UE propone nuevas medidas que podrían ayudar a España a largo plazo

La Unión Europea ha puesto sobre la mesa nuevas medidas, como modificar el fondo europeo de rescate para que pueda prestar dinero directamente a la banca, que benefician a España a largo plazo, pero permanece dividida sobre cómo resolver las necesidades inmediatas. Tras una semana negra en las bolsas que ha disparado la prima de riesgo española hasta los 536 puntos básicos, la peor cifra desde que existe el euro, y ha multiplicado las críticas a la actuación del Gobierno español, el director del Centro Europeo de Estudios Políticos (CEPS), Daniel Gros, lo tiene claro: "Si España no consigue capital, lo siguiente será la bancarrota". Para este analista alemán la "única esperanza de lograr una solución es que España solicite ayuda a Europa", pero advierte de que esta opción tampoco es ninguna garantía de éxito. La posibilidad de poder recurrir al fondo europeo de rescate para recapitalizar la banca pasa actualmente por la solicitud de los gobiernos de un préstamo que implica duras condiciones y equivale a una intervención en toda regla por parte de Bruselas. El actual esquema tiene el peligro de ser percibido como un rescate o un paso previo a un rescate completo al estilo de los de Grecia, Portugal e Irlanda, lo que podría dificultar aún más la refinanciación en los mercados por parte de un país o de las propias entidades financieras. Gros opina, no obstante, que es un riesgo que hay que correr porque España supone en estos momentos un "problema fundamental" para la economía de la zona del euro.