¡Anima a los 'peques' a beber leche todos los días!

Los lácteos son una parte esencial de la dieta de los niños una vez finaliza la lactancia


'Si no bebes leche, no crecerás'. La ciencia inexacta detrás de esta afirmación, tan popular y tan extendida entre las madres, sigue teniendo vigencia hoy en día, y no sin razón: los lácteos, que normalmente se toman como sustitutos de la leche materna una vez se da por finalizada la lactancia, aportan gran cantidad de nutrientes a niños y adultos.

Y si bien no están relacionados con la estatura que alcanzará el pequeño (eso se deja en manos de la genética y unos hábitos alimenticios saludables), sí que aporta calcio, zinc, hierro, vitaminas -concretamente A y D, necesarias para que se fije el calcio en los huesos-, y folatos a la población infantil.

Nutrientes que, por otra parte, escasean en el menú niños en edad pediátrica. Así lo afirmaba hace unos días el Dr. Jaime Dalmau, coordinador de la Unidad de Nutrición de la Asociación Española de Pediatría, durante una charla informativa que reunía a médicos y mamás en Granada, y que puso sobre la mesa la importancia de incluir leche y productos lácteos en la alimentación de niños y adolescentes.

La ingesta de leche ayuda a conseguir una dieta equilibrada, y prevenir determinadas deficiencias nutricionales, ya sea mediante vasos de leche, yogures, yogur batido o queso, además de otras leches fermentadas.

De hecho, y según las recomendaciones de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición, los niños deberían consumir al menos medio litro de leche al día. Una cantidad que equivale a tres porciones diarias, y que, salvo prescripción médica, no es necesario que sea desnatada, optando siempre por la entera para los 'peques' de menos de cinco años. Concretamente, es a partir de los once años, cuando los pequeños dan el 'estirón' -o lo que es lo mismo, la etapa de crecimiento pre-puberal-, que el calcio se vuelve una pieza clave en sus necesidades nutricionales diarias. Anímales a beber leche cada día.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más