29 JULIO 2013

El efecto superventas del 'royal baby'

La mantita de animales del príncipe George agota existencias en cuestión de horas



Los Duques de Cambridge, a la salida del hospital St. Mary's la semana pasada

Por si quedaba alguna duda de que el pequeño royal baby seguirá los pasos de su mamá, su primer y único look hasta la fecha, tras su presentación a las puertas del hospital St. Mary's de Londres, ya se ha convertido en un éxito superventas. En concreto, la mantita de algodón con estampados de animales con la que abandonaba el edificio, perteneciente a la firma Aden + Anais, y que agotaba todas sus existencias en cuestión de horas.



La Duquesa de Cambridge es una de las 'reinas' del high street

Muchas de las apariciones de Catherine Middleton a lo largo de los últimos años han corrido la misma suerte, situando a la joven británica a la cabeza de las tendencias del high street. Algunos de sus bestsellers: tras el anuncio de su compromiso, con aquel traje azul zafiro de Issa que se agotaba de forma inmediata, su primer traje premamá o un vestido de Zara color crema, que volaba de las estanterías de la cadena gallega en cuestión de días.

El  furor generado por el primer look del príncipe George -que con una semana exacta de vida permanece totalmente ajeno a esta 'fiebre'-, no es ninguna sorpresa para cualquiera que haya seguido de cerca las elecciones sartoriales de su mamá. Las cifras lo confirman: la firma Reiss anunciaba un creciemiento del 500 por cien en el tráfico de su página web después de que Catherine Middleton escogiese un vestido de su firma para su encuentro con Michelle Obama. El vestido permanecía agotado durante semanas, y el tráfico de la web se mantenía por encima del 200 por cien mucho después de la cita.


La mantita de animales del príncipe George, primer éxito superventas del pequeño

Una efectividad más poderosa que la de cualquier campaña publicitaria, y que ya forma parte de las quinielas de los británicos cada vez que la joven esposa del príncipe Guillermo hace aparición en los medios. Algo que explica (en parte) su elección para la presentación del príncipe George el pasado martes: un vestido azul de topos, diseñado en exclusiva por Jenny Packham para ella, y que colapsaba la web de la diseñadora durante horas, a pesar de que resulte imposible encontrarlo entre las prendas de su colección.

El traje en sí daba algunas pistas de lo meticulosas que resultan realmente las elecciones de vestuario de la Duquesa de Cambridge: mucho se ha especulado estos días sobre el corte del vestido, de estilo imperio, que en lugar de disimular la barruiguita postparto, la hacía si cabe más evidente, casi como una reafirmación de su nueva identidad como mamá. La elección del color, después de meses sin saber cuál sería el sexo del bebé, o el hecho de que el estampado coincidiese con el del vestido de Diana de Gales tras la presentación de Guillermo 31 años atrás, tampoco han pasado desapercibidas a los británicos.
- - -

Dale "Me gusta" a nuestra página de ¡HOLA! en Facebook

Recomendaciones



Horóscopo