Esta Navidad, enseña a tus hijos a hacer un uso responsable de los videojuegos

Los riesgos del uso de videoconsolas aumentan en períodos de vacaciones



Si ya durante el curso notamos que, más de un fin de semana y más de dos, los 'peques' pueden tirarse 'embobados' delante de un videjuego las horas muertas, la llegada de las vacaciones, y en concreto de la Navidad, cuando salir a jugar a la calle o al jardín resulta menos frecuente que durante los meses de verano, el universo de las videoconsolas y juegos de ordenador se convierte en una de las formas de ocio más habituales entre los niños.

Por este motivo, es importante que los padres tengan en cuenta en estas fechas cuáles son los riesgos y beneficios que puede suponer dedicar más tiempo del indicado al juego virtual, y como enseñar a los 'peques' a controlarlo. Y es que, aunque la lista de juegos 'buenos', que estimulan el desarrollo intelectual o el aprendizaje, es larga y completa, los riesgos del uso y abuso de los videojuegos son también muchos: desde los relacionados con contenidos o lenguaje inapropiados, hasta los que pueden conllevar al desarrollo de adicciones, la pérdida de la privacidad e intimidad del menor, o los temidos ciberbullying y grooming. ¿Quieres ver algunos de los consejos para padres e hijos recomendados por los expertos?

1. Supervisa la compra de cada videojuego, comprobando las regulaciones del denominado Pan European Game Information en cuanto a contenidos, gráficos o edades recomendadas de los jugadores.

2. Intenta que tus hijos jueguen en sitios comunes del hogar, y establece normas de uso referidas al tiempo y a los contenidos, contando siempre con su punto de vista: niños, niñas y adolescentes deben haceros participes de cuáles son sus gustos y preferencias, para poder elegir juntos los juegos que más se ajustan a lo que les gusta, y que estén recomendados para su edad.

3. Conciénciales sobre la importancia de la privacidad en la Red, y alértales sobre los riesgos de dar información personal a desconocidos a través de juegos on-line o chats. Ante una situación incómoda o peligrosa, diles que que busquen ayuda en los 'profes', tutores o padres.

4. Instala herramientas de seguridad en tu ordenador, como antivirus, cortafuegos o sistemas específicos de control parental. Enséñales a utilizar el antivirus en caso de que descarguen archivos, juegos o programas de Internet.

5. Prevenles sobre las posturas correctas e incorrectas ante la 'tele' o el ordenador: la espalda debe estar recta y apoyada contra el respaldo del asiento, y no debe haber brillos o reflejos en la pantalla. También es necesario parpadear a menudo, y hacer pequeños descansos de vez en cuando.

Más sobre: