Talleres urbanos, diversión garantizada en la ciudad

Arqueología, arte, moda... descubra algunas de las propuestas más interesantes de cursos y campamentos para este verano

Muchas veces, con la llegada de las vacaciones de verano, los papás sólo disponen de unos días libres para hacer una escapada en familia y no saben qué hacer con los ‘peques’ para que estén entretenidos el resto del tiempo. En estos casos, una de las mejores opciones es proponerles actividades relacionadas con sus gustos y aficiones. Así, los talleres infantiles se convierten en una apuesta segura que divertirá a los más pequeños de la casa.

En Madrid, sin ir más lejos, los niños podrán realizar una gran cantidad de actividades especialmente pensadas para ellos. Por ejemplo, desde el 24 de junio hasta el 31 de julio, el Museo del Traje organiza cada mañana divertidas clases en las que descubrir las plantas de las que se obtienen los tejidos, conocer cómo vestían distintos personajes históricos, e incluso convertirse en fotógrafo de moda. ¿Otra propuesta? La que ofrece el Museo del Prado durante los meses de julio y agosto. En sus talleres, llamados ‘Un nuevo museo para ti’, pretende que los niños aprendan a descubrir la magia y los secretos de los cuadros que se exhiben en esta pinacoteca. La Casa Encendida es otra de las instituciones que apuesta por los campamentos urbanos. ‘Los sorprendentes caminos de Madrid’, ‘iniciación a la ornitología’ o ‘una mirada a nuestro entorno natural’ son sus cursos para este verano.

La ciudad Condal también tiene preparados diferentes talleres infantiles, como el que organiza Cerámica Forma. Allí, desde finales de junio a finales de julio, los ‘peques’ aprenderán a manejar el torno, a tratar la cerámica y a pintarla. Cosmo Caixa Barcelona, por su parte, ha organizado diferentes cursos, entre los que destacan los dedicados al mundo de las matemáticas. Con ellos, se pretende que los niños se acerquen a los números de una manera sencilla y muy divertida. ¿Una última sugerencia? El taller familiar 'Las Meninas' que realiza el Museo Picasso barcelonés. En ella, un grupo de niños de 6 a 12 años viajarán a través de esta obra de Velázquez y crearán sus propios cuadros.

Valladolid es otra de las ciudades con una variada oferta de talleres infantiles. Por ejemplo, su Museo de la Ciencia ha organizado una escuela de verano a lo largo de los meses de junio, julio, agosto y septiembre en la que se incluyen actividades relacionadas con la arqueología, la paleontología o el arte prehistórico.

Más sobre

Regístrate para comentar