¿Qué hacer con las primeras caries?

Una mala higiene bucal puede desencadenar problemas serios tanto en los dientes de leche como en los definitivos

Los dientes de leche también se pican y deben ser empastados si esto sucede. Las caries son enfermedades bacterianas que deben ser tratadas, pues si quitamos importancia a su aparición en un diente de leche, la situación puede degenerar en problemas serios y afectar al diente definitivo que se encuentra todavía oculto. Si no se trata la caries a tiempo, se hará necesaria la extracción de la pieza dañada y, como consecuencia de ello, los dientes restantes pueden desplazarse y ocupar el espacio destinado a los dientes permanentes.

Para la correcta salud y desarrollo de los primeros dientes hay cosas que las madres deben evitar:

  • Prolongar el uso del chupete y del biberón más allá de los 2 años. La mayoría de los expertos recomiendan retirar el biberón al cumplir un año, porque puede afectar al desarrollo de los maxilares y provocar malformaciones en el paladar.
  • Chuparse el dedo pulgar puede tener las mismas consecuencias.
  • También hay que evitar la costumbre de mojar el chupete en azúcar, miel o leche condensada para tranquilizar al bebé. No lo haga nunca: el efecto del contacto continuo de los dulces con los dientes del bebé provoca una destrucción muy rápida de los mismos. Es lo que en odontología se llama ‘caries de biberón’.
  • Reduzca el consumo de azúcares refinados y no comparta cubiertos, chupetes o biberones.
  • Evite que su hijo respire por la boca: esto también afecta al desarrollo de sus maxilares.

    Y recuerde, si los dientes de leche se pican, deben empastarse.

    Más sobre: