14 AGOSTO 2013

Paulina Rubio da rienda suelta a su espíritu hippie en la tradicional fiesta 'Flower Power' de Ibiza

La cantante mexicana ya acudió a esta popular cita en la isla en el año 2008 acompañada de su ahora exmarido, Nicolás Vallejo- Nágera

Ibiza es la isla más hippie de Europa y ayer volvió a demostrarlo en una de las grandes fiestas del verano, la popular Flower Power, que cada año organiza la discoteca Pachá. Fue hasta allí donde se desplazaron algunos de sus más fieles seguidores y otros rostros nuevos con ganas de conocer que es lo que se ‘cuece’ estos días por la isla Pitiusa, este fue el caso de Paulina Rubio, quien se ha convertido estos días en el centro de todas las miradas debido a los kilitos de más que luce y que han desatados los rumores de un posible embarazo, algo sobre lo que ella ha hecho caso omiso.

 

null



Sin la compañía de su nuevo novio, Gerardo Bazúa, con el que se ha dejado ver disfrutando de una tranquilas vacaciones en Miami, la chica dorada, que ahora es pelirroja, inundó con su positivismo y su simpatía la fiesta, a la que acudía por segunda vez, tras acudir primera vez en el año 2008 en compañía de su exmarido, Nicolás Vallejo- Nágera.

Con un mini vestido años 70 con falda de seda azul eléctrico y cuerpo de cuero, Paulina hizo gala de ese espíritu tan hippie que la caracteriza luciendo unos complementos de lo más adecuado para esta tradicional fiesta temática. La cantante mexicana, quien regaló cientos de sonrisas, completó su atuendo con un chaleco de tachuelas, un collar a modelo de cinta del pelo y unas gafas redondas al más puro estilo John Lennon.

 



Pero la chica dorada no fue la única asistente a esta popular cita ibicenca, ya que por allí se pudo ver a un sin fin de rostros conocidos, entre los que destacó la presencia del expiloto Fonsi Nieto, quien coincidió en el interior de la discoteca con su tío, el también expiloto de motos, Ángel Nieto. Fonsi, fiel veraneante de Ibiza, acudió a esta fiesta sin su nueva pareja, Marta Castro, junto a la que ha pasado unos inolvidables días en Palma y con la que ha descartado de momento tener planes de boda.

Entre los asistentes también se pudo ver a Cari Lapique, que acudió acompañada por su hija mayor, Caritina y su yerno, Antonio Matos. La esposa de Carlos Goyanes lució un elegante vestido amarillo, desafiando a la mala suerte, con escote en uve y detalles en pedrería y una chaqueta color salmón. Entretanto su hija se decantó por un vestido largo de color fucsia con detalles florales en la parte superior.

 



Cari Lapique se mostró encantada de asistir un año más a la fiesta Flower Power  "esta fiesta se organiza para los amigos de Ibiza. Me encanta porque hay música de mi época, la decoración es preciosa y rememoramos la época en la que éramos jóvenes". También aprovechó para explicar cómo está pasando este verano tan especial en el que los nietos han sido los auténticos protagonistas. "Estoy disfrutando de la familia, es lo que más hago. Los nietos están maravillosos y me paso todo el día en el agua con ellos" explicaba la orgullosa abuela.

 



Aprovechando su estancia por la isla pitiusa también se pudo ver por allí al hijo de la Duquesa de Alba, Fernando Martínez de Irujo, quien a su llegada acudió a saludar a Cari Lapique y al resto de la familia. La mujer de Carlos Goyanes bromeó con el hijo de doña Cayetana comentando “Fernando, muy ibicenco te veo” a lo que respondió “es que vengo una semana”.

La ex de Rafa Camino, Natalia Álvarez, y el cantante Juan Peña tampoco quisieron perderse este acontecimiento social y demostrando la gran amistad que les une acudieron a la fiesta junto al empresario Israel Bayón su recién estrenada esposa, Cristina Sainz.

 

 

El productor Giorgio Aresu, el exmarido de Norma Duval, Marc Ostarcevic y Lorenzo Quinn, que acudió acompañado por su inseparable mujer, Giovanna, no faltaron a esta ineludible cita en donde todos acabaron contagiados por el espíritu hippie de los años 60 y 70.



- - -

Dale "Me gusta" a nuestra página de ¡HOLA! en Facebook

Recomendaciones



Horóscopo