A pocas horas de la final de Eurovisión, estos son los favoritos a los que se enfrentará Pastora Soler

La sueca Loreen, que suena con fuerza para ganar este año el festival, consiguió en la segunda semifinal el pase para la gran gala de este sábado

La suerte está echada. Quedan tan sólo unas horas para que se celebre el Festival de Eurovisión y veamos sobre el escenario a la representante española, Pastora Soler, ofreciendo el que, sin duda, será uno de los mayores espectáculos de la noche, principalmente por su calidad vocal e interpretativa. Todos coinciden en que la actuación de la artista sevillana es muy emocionante y pone los pelos de punta, así que por algo sigue ocupando los primeros puestos de la lista de favoritos a ganar el festival.

Los nervios están a flor de piel y las casas de apuestas siguen echando humo. Más aún cuando ya conocemos la lista completa de participantes que este sábado, a partir de las 21:00 horas en TVE, se enfrentarán en el "festival de la canción más importante de Europa y del mundo", según las propias palabras de Pastora, que actuará en la 19ª posición. "Es una experiencia maravillosa para mí y para mi música también", confesaba emocionada.

La favorita a convertirse en la gran triunfadora de la noche, la sueca Loreen, consiguió en la segunda semifinal que se celebró anoche, su boleto para participar en la gran final de mañana en Bakú, Azerbaiyán. Su Euphoria, una canción ascendente y bailable, no sólo arrasó sino que demostró por qué es una de las rivales más fuertes que se lo pondrán difícil a Pastora Soler. A pesar de que casi durante toda la actuación está sola sobre el escenario, descalza y con una escena tenebrista, esta joven de 28 años ya ha conseguido el triple platino en su país con una canción que precisamente fue compuesta por uno de los autores de Quédate conmigo. Además, Loreen actuará dos puestos antes que España (17ª), ¿jugarán todos estos factores en contra de Pastora?


Junto a ella, pasaron casi todos los que se esperaban: el serbio Zeljko Joksimovic, que ya fue tercero en la edición de 2004 y en 2006, compuso la canción que presentó Bosnia-Herzegovina, además de Ucrania (Gaitana, Be my guest), Noruega, Estonia, Malta, Macedonia, Turquía, Bosnia-Herzegovina y la sorpresa del lituano, Donny Montell, con piruetas incluidas en Love is blind. Eso sí, no sólo la representante sueca conquisó al público y a los telespectadores. El otro protagonista de la noche fue el noruego Tooji, que presentó su pegadiza Stay, que mezcla la música electrónica con pinceladas árabes y puso patas arribas el escenario con su energía y un físico que ha cautivado al público, principalmente el sector femenino.
 


Tampoco pasaron desapercibidos el maltés Kurt Calleja, con una de las puestas en escena más sólidas de la noche con la eurovisiva y veraniega This is the night, que está siendo una de las más votadas por la prensa acreditada en el Festival, al igual que el Love mi back del turco Can Bonomo, el I’m a joker del georgiano Anri Kokhadze o la ucraniana Gaitana (Be my guest).

Pero estilos ha habido muchos, como suele ser habitual. Así, también se escuchó el folk balcánico serbio, el bello fado de la portuguesa Filipa Sousa, que se ha quedado fuera, el rock del rubio eslovaco Max Jason Mai luciendo abdominales, y las tradicionales baladas románticas, a destacar la del estonio Ott Lepland o el tema Korake Ti Znam de la candidata de Bosnia y Herzegovina, Maya Sar.
 


Junto con Portugal, anoche abandonaron el festival Holanda, que por noveno año consecutivo se queda a las puertas de la final, Bielorrusa, Bulgaria, Croacia, Georgia, Eslovaquia y, por sorpresa, Eslovenia, que a pesar de que empezó con muchas posibilidades, no convenció a la audiencia europea con su balada Verjamem, que convirtió el escenario en un verdader cuento de hadas.

Empieza la cuenta atrás... ¿Tienes ya tus favoritos? ¿Acertarán las apuestas? ¿Conseguirá Pastora Soler dar la sorpresa y alzarse como la ganadora de esta edición? Todas las respuestas las tendremos este sábado, después de disfrutar de un nuevo espectáculo del Festival de Eurovisión.



"Tengo muchísimas ganas de que llegue, estamos todos luchando", aseguraba Pastora Soler en Las mañanas de la 1. "Ya he hecho el tercer ensayo y ahora siento mucha más seguridad, todo se ve mejor". Respecto a la polémica que suscitaron ayer sus declaraciones sobre si TVE le había dicho que no ganara Eurovisión, la cantante sevillana volvió a insistir en que lo había dicho en broma: "Todo se saca de contexto y se magnifica, pero creo que ha quedado aclarado. Quiero que todo el mundo disfrute con nosotros y ojalá que consiga ganar". Pastora siente el cariño y el calor de todos y está deseando que llegue el momento de subirse al escenario para dejar atrás los nervios y disfrutar de la actuación: "Muy mal se me tiene que dar para que no me salga bien la canción", aseguró en la que ha sido una de sus últimas entrevistas antes de la gran gala final.

Más sobre

Regístrate para comentar