Joaquín Sabina y Joan Manuel Serrat, de estreno en estreno por las calles de Madrid

Joaquín SabinaVER GALERÍA

De un lado a otro, así es como llevan toda la semana Joaquín Sabina y su amigo, Joan Manuel Serrat, quienes estos días se han dado un auténtico baño de multitudes en la capital. Si el miércoles Serrat vivía con orgullo el debut como actriz de su hija Candela en la obra teatral La alegría de vivir, ayer el cantautor catalán se unía al nutrido grupo de rostros conocidos que acudieron a ver y apoyar el recién estrenado musical en honor de su compañero de faenas, Sabina.

Joan Manuel Serrat y su mujer CandelaVER GALERÍA



Crear un espectáculo de estas características con el gran repertorio que tiene el cantautor ubetense no ha sido fácil, pero a juzgar por las impresiones del propio protagonista, que ayer hasta se subió a las tablas para interpretar uno de sus grandes temas, el resultado ha sido satisfactorio. Nadie esperaba que Sabina “se arrancara por bulerías” al finalizar el musical, pero él es siempre tan imprevisible, que visto que no había ni una butaca libre decidió poner con su voz el broche de oro a una noche que llevaba su nombre.

Fernando Tejero y Santiago SeguraVER GALERÍA



Rodeado de amigos y de fans más que declarados, Sabina vivió una noche diferente en un lugar donde nunca pensó que llegaría a colgar su bombín, la Gran Vía Madrileña. Con una alfombra roja "desenrollada" para la ocasión desfilaron Juan Echanove, la actriz Marta Hazas, Imanol Arias de la mano de su novia, Irene Meritxell, Manuel Bandera, Malena Alterio, Daniel Sánchez Arévalo, David de María, Miguel Bosé, el expiloto Ángel Nieto, quien ya cuenta las horas para convertirse en tío abuelo, pues su sobrino Fonsi se convertirá en papá la semana que viene si todo va como está previsto, y la exministra de Cultura Carmen Calvo, entre otros muchos.

David de María, Juan Ecanove y Marta HazasVER GALERÍA



Mención aparte se merecen el director Santiago Segura y Serrat. El primer de ellos por incorporar en su vestuario el complemento identificativo del protagonista de la noche, el bombín, y el segundo por su gran cercanía y espontaneidad a la hora de posar sobre la alfombra. Acompañado por su esposa, Candela Tifón, y por su hija, quien acudió con un grupo de amigos, el cantautor se ha convertido en un "fetiche" para Sabina, a quien deseó toda la suerte del mundo con este espectáculo.

Más sobre: