Doble felicidad: La cantante Lily Allen anuncia que está embarazada el día de su boda

Su sonrisa estaba más que justificada, no sólo porque estaba a punto de dar el “sí quiero” al hombre de su vida sino porque además está embarazada. La cantante Lily Allen, de 26 años, y su novio Sam Cooper, de 33, celebraron una romántica ceremonia en Gloucestershire, en la iglesia de St. James the Great en la villa de Cranham. La novia estaba radiante y llegó al altar del brazo de su padre Keith, desvelando el secreto que el novio y los invitados aún no sabían: cómo era el vestido.

Lily AllenVER GALERÍA


Diseñado por la modista francesa Delphine Manivet, tenía mangas de encaje y un volante en la parte baja de la falda. Los zapatos eran de Rupert Sanderson y completaban el conjunto un velo de estilo vintage y un buqué de flores con un original adorno, unos novios en miniatura con palos de criquet, en homenaje a una de las aficiones que comparte la pareja.

Lily AllenVER GALERÍA


Las damitas de honor que acompañaron a la novia en la iglesia llevaban trajes muy parecidos al suyo, mientras que otras de las invitadas, también damas de honor, vistieron vestidos en color nude. Entre los invitados estuvieron la presentadora Miquita Oliver, gran amiga de Lily, y los hermanos de la novia Alfie y Sarah. Tras la ceremonia, la pareja se unió a sus familiares y amigos, unos 300 en total, en una fiesta en su casa de campo del siglo XVII. Fue durante uno de los discursos cuando se anunció la noticia del embarazo, algo que ha llenado de alegría a los recién casados ya que hace unos meses la artista perdió un bebé cuando se encontraba en el sexto mes de gestación.

Más sobre: