Britney Spears, entre dos amores: la música y sus hijos

Aunque recientemente ha sido incluida en el top ten de las mejor pagadas de Hollywood, Britney Spears sigue disfrutando de los pequeños placeres de la vida que normalmente no cuestan dinero. ¿Y es que quién le pondría precio a una tarde con un hijo? Estos días Britney combinó a la perfección el deber, es decir la grabación de su séptimo disco de estudio, con el placer de ver felices a sus niños. El mejor plan para arrancarles una sonrisa fue llevarles a tomar un helado a uno de los locales más conocidos de la zona de Calabasas, California.


Britney SpearsVER GALERÍA


Si el sábado fue Sean Preston quien disfrutó de los mimos de su madre, el domingo le tocó el turno a Jayden James, el menor de la casa. El niño, abrigado con un gorro de lana de rayas aunque en California no hace frío ni ahora en invierno, no paró de hablar con su madre mientras esta le llevaba en brazos a por su merienda. Sin parar de hablar y señalándole todo lo que veía a su paso, en sus expresiones y gestos el niño es a sus cuatro años la viva imagen de su madre.

Cuando no ejerce de compañera de juegos, la artista se vuelca en la grabación de los temas de su nuevo álbum, que sería el número siete de su carrera. En su página de Twitter Britney ha puesto el siguiente mensaje. “Acabo de grabar un ‘monstruo’ con The Doctor Luke y MaxMartin. Estad preparados”. Sea como sea, seguro que sus fans están más que ansiosos.

Más sobre: