Sheryl Crow, de vacaciones con su 'pequeño ayudante'

La cantante disfruta del buen tiempo con su hijo Wyatt Steven, de dos años

Hasta finales de agosto no arrancan de nuevo sus conciertos, así que Sheryl Crow aprovecha sus vacaciones para disfrutar del hombre de su vida: su hijo Wyatt Steven. A sus dos años, el niño es un pequeño "hombrecito" curioso e inquieto, con ganas de explorar el mundo que le rodea y por eso su madre no puede perderle de vista ni un segundo.


null


Es ya tan responsable que él mismo se ocupa de llevar sus juguetes cuando sale a la calle, eso sí, perfectamente guardados en una mochila con ruedas azul que maneja a la perfección. Wyatt pasó un rato con su famosa mamá en uno de los cafés de Beverly Hills y después, tirando de su bolsa, se dio un tranquilo paseo por la zona, pero sin soltarse de la mano de la artista.



Esta cumplió su ansiado deseo de ser madre en el año 2007 cuando adoptó a Wyatt, que tenía apenas unos días de vida, como madre soltera (un año antes había roto su relación con el ciclista Lance Armstrong). Desde entonces toda su atención ha girado en torno al pequeño, que se ha convertido en su ojito derecho.

Más sobre: