La aventura hollywoodiense de Beyoncé, Madonna, Marc Anthony, Jon Bon Jovi...

Muchos cantantes han probado suerte en la gran pantalla pero ¿quiénes han resultado inolvidables?

No es que hayan dejado definitivamente el micrófono por los platós y la claqueta pero algunos de nuestros siguientes protagonistas han demostrado en su paso en la gran pantalla que no sólo tienen talento para la música sino que también son unos dignos intérpretes. Sin duda, una de las que más contacto ha tenido con el séptimo arte ha sido Jennifer López. Aunque ella empezó a ser conocida por su música, a finales de los 90, hoy en día es más reconocida por sus papeles en el cine. Dio mucho que hablar recreando la vida de la malograda cantante Selena. A este filme le siguieron otros como La celda o Sucedió en Manhattan, Una relación peligrosa y La madre del novio.

null

Un poco más corta es la filmografía de otra de las cantantes del momento, Beyoncé, quien apareció en Austin Power El miembro de Oro, La pantera rosa, Dream Girls o la recién estrenada Obsesionada. Aunque sin duda, la diva que ha gozado de mayor suerte y reconocimiento en la pantalla ha sido la incombustible Madonna, quien ha rentabilizado sobradamente sus apariciones estelares en ¿Quién es esa chica?, Dick Tracy, Four rooms, Evita, Algo casi perfecto o Muere otro día. Sin embargo, las intervenciones de Whitney Houston en la gran pantalla han sido más puntuales. Un éxito sin precedentes obtuvo a principios de los noventa con El Guardaespaldas. No tan recordadas son sus actuaciones en Esperando un respiro y La mujer del predicador.

null

Coincidiendo con la madurez de esta diva de la canción surgieron duras competidoras como Mariah Carey y Britney Spears. Ambas probaron suerte en la gran pantalla pero no lograron críticas favorables. La primera presumió de voz y curvas en El soltero, Todo lo que brilla, Atrapadas por la mafia y Tennessee. En el caso de Britney Spears tan sólo ha probado suerte como actriz una vez. Fue en Crossroads, hasta el final, donde compartió plató con su hermana, Jamie Lynn, que interpretaba al personaje de la cantante cuando era una niña. Aunque si una aparición resultó fugaz y estelar a la vez fue la de Kylie Minogue, que daba vida a una pequeña y glamourosa hada en el musical Moulin Rouge, pues aunque antes había salido en Street Fighter: La última batalla, nunca un cameo tan pequeño resultó tan brillante.

Ellos también dan la nota

null

Uno de los primeros en desarrollar su vena interpretativa en la gran pantalla fue David Bowie, quien a mediados de los ochenta dio vida a un villano inolvidable en Dentro del laberinto, donde coincidió con una jovencísima Jennifer Connelly.  SIn embargo, otro compañero de profesión, Jon Bon Jovi, ha optado siempre por papeles mucho más simpáticos como en Little City, Cadena de favores o en uno de los capítulos de Sexo en Nueva York. Mucho más sinuoso es el personaje que interpretó Enrique Iglesias, a petición del director Robert Rodríguez, en Érase una vez en México.

null

Quien también demostró sus dotes sobre un escenario fue Marc Anthony. El marido de Jennifer López  se ha puesto en varias ocasiones tras una cámara. Lo hizo para Brian de Palma en Carlito's Way (1993), para Martín Scorsese en Bringing out the dead (Al límite) –donde compartió escenario con Nicolas Cage y Patricia Arquette- y para Leon Ichaso en El cantante. El rapero Eminem, por su parte, tampoco se ha quedado atrás. Llevó sus rimas a la película 8 Millas, en la que no fue sólo el protagonista, sino que sus canciones componían la banda sonora de la misma.

Y, por último, no podemos olvidar a dos de los nombres más importantes de la historia de la música. Nos referimos a Elvis Presley y Frank Sinatra. El Rey del Rock rodó más de una treintena de películas entre 1956 y 1977, entre las que se encuentran Love Me Tender, Girls! Girls! Girls! y Frankie and Johnny. Por su parte, Sinatra también demostró sus cualidades interpretativas en multitud de películas. De aquí a la eternidad, El Diablo a las cuatro, Divorcio a la americana o Asalto al Queen Mary, entre otras.

Más sobre

Regístrate para comentar