Kylie Minogue y Andrés Velencoso, pareja de rivales en la Copa de Europa

Ella, británica de adopción, y él, catalán de nacimiento, animaron a sus equipos el Manchester y el Barça, en Roma

Si bien el mayor espectáculo estaba en el campo del Estadio Olímpico de Roma, en las gradas se desarrollaba uno no menos interesante. Y es que la final de la Copa de Europa, que enfrentó al Barça y al Manchester United, fue la excusa perfecta, utilizada por algunas caras conocidas, para hacer una escapada a la Ciudad Eterna. En el palco de personalidades, una vez más la realeza mostró su apoyo al deporte, una “obligación” cumplida con sumo placer dada la afición que el rey don Juan Carlos, de España, y el príncipe Guillermo, de Inglaterra, tienen por este deporte.

Ellos compartieron nervios y emociones con el Presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, y el Primer Ministro italiano, Silvio Berlusconi, entre otros. En la marea de seguidores de ambos equipos que abarrotaban el estadio (el aforo es de más de 72.000 personas), se descubrieron los rostros además de Eva Longoria y su marido Tony Parker, ya que, aunque lo suyo es el baloncesto, fueron a animar a su amigo Thierry Henry, jugador del Barça. Estuvo también la modelo española Jaydy Mitchel, pareja de otro jugador culé, Rafa Márquez.

Kylie Minogue y Andrés Velencoso, rivales en el campo

David Beckham y su mujer Victoria se acercaron a Roma desde la cercana ciudad de Milán, donde juega actualmente el mediático deportista, para vitorear a los ingleses que se tuvieron que conformar con la derrota (perdieron 2 a 0). Los seguidores sufrieron cada minuto del encuentro, aunque sin duda los sentimientos más encontrados los tuvieron una de las parejas de moda del momento: Kylie Minogue y Andrés Velencoso.

Ella, australiana afincada en Londres, y él, catalán de nacimiento. No es fácil elegir en esta situación a quién animar y por quién alegrarse: ¿tu equipo o el de tu pareja? Probablemente lo importante fuera estar juntos, dado que sus respectivos compromisos profesionales les mantienen muy ocupados. Además el partido se celebró la víspera del cumpleaños de Kylie (cumplió 41 el día 28 de mayo) por lo que una romántica estancia en la ciudad italiana fue el mejor regalo.

Dicen que están tan enamorados que no se quieren separa más de lo necesario y por eso ella querría que el modelo la acompañara durante su gira americana, que comenzará dentro de poco. Incluso han comenzado a surgir los primeros comentarios sobre un posible enlace. Sin tocar este tema, la sonrisa de la cantante habla por sí sola del momento tan dulce que está viviendo y que ella misma describe así: “Me siento relajada, feliz, emocionada y totalmente contenta con mi vida. Estoy pasando por un buen momento. Estoy haciendo cosas que nunca me había permitido. Estoy encontrando mi balance y dándome mi tiempo para ser yo misma”.

Más sobre: