Los grandes de la música también sufren la crisis

Elton John o Paul McCartney siguen figurando en las listas de los más ricos, aunque su fortuna ha disminuido este año

La economía mundial no atraviesa por uno de sus mejores momentos y ni siquiera los multimillonarios y las grandes fortunas del espectáculo han podido escapar a los efectos de esta crisis, tal y como se puede comprobar en las anuales listas de los más ricos. En la que elabora el Sunday Times, se puede ver cómo algunas de las cuentas bancarias más famosas del mundo de la música han menguado, en algunos casos, a la mitad.

Elton John es uno de los afectados por la recesión, ya que de los 268 millones de euros que tenía el año pasado se ha quedado con 197 millones, aunque buena parte de este descenso estaría provocada por su contribución con diversas causas humanitarias (entre las que destaca la lucha contra el sida). El divorcio le pasó factura a Paul McCartney que tuvo que pagar a su ex, Heather Mills, 31 millones de euros, aunque en total ha perdido más del doble: 67 millones, de 555 millones que tenía ha pasado a 497.

Otro de los que más está sufriendo la época de "vacas flacas" es Tom Jones que ahora cuenta con un 24% menos de ingresos (sólo tiene 146 millones de euros), porcentaje igual al que ha perdido Robbie Williams que se ha quedado en los 90 millones. Seguramente tiene que ver en sus pérdidas el que haya cambiado la música por otra de sus pasiones: la ufología. Mick Jagger no ha perdido tanto, aunque seguro que le también le "duelen" los cuarenta millones de euros que se le han caído de los bolsillos (tiene actualmente 210 millones).

Sting afronta una reducción de un 10% y en su cuenta bancaria figura la cifra de 200 millones, una cantidad que ya le gustaría tener a Amy Winehouse, una de las grandes damnificadas de esta temporada: ha perdido la mitad de su fortuna y sólo le quedan cinco millones seiscientos mil euros. Sin embargo no todo son malas noticias. También los hay que, no sólo no han restado dinero, sino que han visto llenarse sus arcas en este año. Es el caso de Judy Craymer, productora del exitoso musical ¡Mamma Mia!, que se adaptó el verano pasado para la gran pantalla.

Más sobre

Regístrate para comentar