Carlos Marín, de Il Divo, se divorcia de su mujer Geraldine Larrosa

Carlos Marín, componente español del grupo Il Divo, y su mujer Geraldine Larrosa, a quien artísticamente se conoce como Innocence, han puesto fin a su matrimonio. Después de una boda de cuento de hadas en julio de 2006, la pareja ha tomado la decisión de pedir el divorcio de mutuo acuerdo. "La demanda está presentada en un Juzgado de Madrid. Al haber mutuo acuerdo será uno de esos divorcios ‘exprés’. No ha habido terceras personas", asegura el cantante en una entrevista que publica la revista ¡HOLA! de esta semana.

"Cuando les dimos la noticia a mis padres y a la madre de Geraldine, porque su padre ya no vive, se quedaron un poco sorprendidos porque nos veían como la pareja idílica. Ya no nos sentíamos como marido y mujer" asegura Carlos en el reportaje. Se conocieron hace quince años en Madrid, cuando ambos protagonizaban el musical Los miserables. Tras trece años de noviazgo, Carlos le propuso matrimonio sólo un día antes de que se celebrara una ceremonia, inspirada en el cuento de la Cenicienta, cuyos preparativos había llevado en secreto.

En lo profesional, el grupo Il Divo continúa imparable su éxito: sus ventas ascienden a la increíble cifra de 25 millones de euros y el cuarteto promociona actualmente su nuevo trabajo The promise, que llegará a España en abril. Por su parte, Geraldine ha lanzado su carrera musical con el nombre de Innocence, un proyecto que fusiona el pop con el rock sinfónico y que ha sido producido por Carlos Marín (una relación profesional que continuará pese a su separación).

revistadigital

Más sobre: