Madonna y Guy Ritchie, ahora inseparables

El matrimonio y sus hijos son, tras la tormenta provocada por los rumores de crisis e infidelidad, la viva imagen de la estabilidad familiar

Después de meses en los que no se les había podido captar juntos, la estancia en Nueva York de Madonna y Guy Ritchie se ha convertido en un continuo ir y venir, en el que no se separan el uno del otro ni un momento. Visitas al centro de la Cábala, doctrina de la que la diva del pop es fiel seguidora, compras en las tiendas más exclusivas y una buena película en el cine con sus hijos mayores son algunas de las actividades en las que ocupan su tiempo. Las imágenes de la familia Ritchie son cada vez más la viva estampa de la estabilidad y el cariño, algo que ha acallado de un golpe todos los rumores de crisis.

Y es que su vida en pareja está, cada cierto tiempo y según los medios, en la cuerda floja, algo que ellos niegan siempre de la misma forma: apareciendo juntos. Sin embargo, esta recién conseguida tranquilidad aún se ve amenazada, a pesar de los comunicados con los que han intentado poner fin a las habladurías. Y es que si algo ha sido diferente en esta ocasión, es la inclusión en escena de una tercera persona, Álex Rodríguez, quien sufre aún los efectos de la corte de los rumores. A pesar de que Madonna negó su romance con el jugador de béisbol y mientras ella pasea como madre y esposa feliz por la Gran Manzana, el público que acude a los partidos de Rodríguez ha establecido la moda de "animarle" con fotos de la cantante. Por si eso fuera poco, su esposa ha pedido el divorcio alegando estar harta de las infidelidades del deportista, aunque evita dar nombres concretos.

La biografía escrita por el hermano de Madonna, Life with my sister Madonna, que sale a la venta dentro de pocos días, promete además intentar destruir la idílica imagen que algunos tienen de la intérprete. Christopher Ciccone asegura en sus páginas que "la hermana que alguna vez conoció, se perdió para siempre" y que fue Ritchie el culpable de la ruptura de su relación fraternal (incluso le define como "un patán").

Más sobre: