Britney Spears viaja a Louisiana para asistir a la 'baby shower' de su hermana

La princesa del pop estuvo en Kentwood, su ciudad natal con sus padres para ver a Jamie Lynn, que dará a luz en junio

Britney Spears parece haber dejado atrás los difíciles momentos por los que pasó en las primeras semanas de este año 2008. Sus ingresos hospitalarios, la suspensión de las visitas a sus hijos, la orden de alejamiento del que hasta entonces había sido su mano derecha Sam Lufti y su romance con el ex paparazzi Adnan Ghalib acapararon decenas de portadas. Con el apoyo de sus padres, que actualmente se hacen cargo de sus finanzas, ha ido dejando atrás los escándalos y recuperando poco a poco su vida normal.

Ha volcado esta estabilidad en el relanzamiento de su carrera musical, promocionando su último trabajo Blackout y poniéndose en forma para una rumoreada gira mundial, que supondría su regreso a los escenarios después de algunas actuaciones esporádicas a finales de 2007. De momento y a falta de la confirmación de dicho tour, Britney Spears pasa su tiempo en el gimnasio y en clases de baile en un centro cercano a su mansión de Los Ángeles.

Baby shower en Louisiana
El pasado fin de semana, sin embargo, hizo una escapada a su ciudad natal Kentwood, en Louisiana, para asistir a la baby shower de su hermana, que está previsto que dé a luz en el mes de junio. A la fiesta asistieron, según algunas fuentes, treinta invitadas cargadas de regalos para la futura madre, sobre la que también se dice que podría casarse con su novio Casey Aldridge tras el nacimiento del bebé -los comentarios surgieron después de ver un anillo en el dedo de la actriz. Fue esta una visita breve, ya que la intérprete de Gimme More tenía que volver a Los Ángeles para asistir a la siguiente vista sobre la custodia de sus hijos, programada para el martes día 6 de mayo.

Más sobre: