Enrique Iglesias revoluciona con su simpatía la entrega de los premios Lo Nuestro

El español besó a las periodistas en la alfombra roja y emocionó a las fans con su voz

La entrega de los premios Lo Nuestro volvió a demostrar la buena salud de la que goza la música latina. Decenas de artistas y otros tantos aficionados abarrotaron el American Airlines Arena de Miami para celebrar el veinte aniversario de estos galardones. Los nombres propios de la noche fueron el grupo dominicano de bachata Aventura, que se llevó cuatro premios, entre ellos los de Álbum y Grupo del año, y el conjunto Intocable, también con tres. Juan Luis Guerra, Artista Masculino del año en el estilo tropical, y Olga Tañón, Trayectoria artística 2008 y Artista del año en estilo tropical, fueron otros de los que también subieron al podium.

Juanes fue el encargado de arrancar los primeros suspiros con sus canciones Me enamora y Gotitas de agua, para dar paso a un emocionado Pher Olvera, líder de Maná, elegidos Artistas del año en rock y Canción del año por Bendita la luz. El mexicano se acordó en la alfombra roja de su hijo Dalí, nacido hace ya siete meses, y con el que, como se suele decir, se le cae la baba. "Me gusta mucho bañarlo, es como un pececito, le encanta el agua igual que a su padre" dijo. El desfile de los más atractivos continuó con Ricky Martin, que estrenó la categoría de Máxima Excelencia en reconocimiento a su carrera. "Humildemente lo que quiero hacer es lo mejor de mí. Quiero tratar de hablar de las personas que no son escuchadas" añadió.

Los gritos que Ricky escuchó de "¡Guapo, guapo!" volvieron a sonar cuando Enrique Iglesias salió al escenario. El español revolucionó la alfombra roja con su simpatía ya que no dudó en besar a las periodistas, para delirio por supuesto de las fans que le rodeaban. Ya dentro del recinto emocionó con su voz cantando ¿Dónde estás corazón?, acompañado de un coro infantil. La representación española se completó con la presencia de Antonio Carmona, ex componente de Ketama, y Chenoa que acaba de lanzar su último disco Absurda Cenicienta en Sudamérica.

Dos de los grandes ausentes fueron Marc Anthony y Jennifer López que, pese a ganar cada uno un Lo Nuestro, Artista tropical-salsa del año y Solista revelación del año en la categoría pop respectivamente, estaban haciendo algo mucho más importante en esos precisos momentos: ver nacer a sus dos gemelos.

Más sobre: