James, el padre de Britney Spears, el nuevo tutor legal de la cantante

En una vista celebrada el viernes, el juez dictaminó que era la persona 'mejor cualificada' para ello

Britney Spears continúa en hospital UCLA Medical Center, de Los Ángeles, donde ingresó en la madrugda del jueves y donde está recibiendo tratamiento. Ante la situación de la cantante, el viernes se celebró una vista en la Corte de Los Ángeles. En ella, el juez nombró a James Spears, el padre de la cantante, nuevo tutor legal de la intérprete de Gimme More.

De esta forma, James tiene pleno control sobre diferentes aspectos de la vida de su hija: podrá decidir quién la visita y tendrá el control sobre los bienes de la cantante y es el encargado de supervisar la seguridad de su mansión. Ello, "le da derecho a cambiar cerraduras y desalojar al personal que vive en ella", asegura la prensa estadounidense. Además, es el único que puede acceder al historial médico de Britney y hablar con personal médico.

El comisario Reva Goetz ha trasmitido que esta decisión es muy positiva y declaró que James Spears es la "persona idónea y más cualificada" para desempeñar ese papel. "Es por el bien de la cantante", dijo. Según informa la revista People, la decisión de la corte también otorga al padre de Britney Spears el derecho a llevar a cabo acciones civiles contra cualquier acoso que pueda sufrir la cantante. Un representante de la Corte ha asegurado que ya hay una orden contra Sam Lufti, su representante.

Tras finalizar la sesión, James y Lynne Spears salieron de los juzgados sin hacer ningún comentario a los reporteros que se habían dado allí cita. "Parecían aliviados" ha comentado la revista People. La labor de James Spears como nuevo tutor legal durará hasta el lunes, día en que se celebrará una nueva vista.

Su representante, en contra
Las reacciones ante la decisión del juez no tardaron en producirse. Sam Lufti, representante de Britney Spears, declaró, de forma contundente, que se oponía a la decisión. "Britney está capacitada para llevar el control de sus finanzas. Los médicos son los encargados de administrale el tratamiento y cuidar de ella. En unos momentos como estos, la familia debería estar junto a ella en el hospital y no mirando por su dinero. Qué triste".

Más sobre: