Las Presley, los Jagger y los McCartney arropan a Led Zeppelin en su vuelta a los escenarios

La mítica banda contó con espectadores de excepción como Mick Jagger y tres generaciones de mujeres Presley, Priscilla, Lisa Marie y Riley Keough

Han pasado veinte años desde que Paul Jones, Robert Plant, Jason Bonham, hijo del fallecido batería John Bonham, y Jimmy Page guardaran sus instrumentos y dejaran huérfano al grupo Led Zeppelin. Su regreso a los escenarios, como el de tantos veteranos de la música, ha despertado tanta expectación que en el Arena 02 de Londres no cabía un alfiler. Cerca de 20.000 personas, y se dice pronto, abarrotaron el recinto para volver a escuchar los acordes rock de un grupo que ha entrado ya a formar parte de la leyenda.

Una historia de la música reflejada en su público que incluyó algunos de los artitas que vivieron, y lo siguen haciendo, la época dorada de este duro estilo musical. Paul McCartney, que fue con su hija Stella, coincidió con la actriz Rosanna Arquette, aunque no se dejaron fotografiar juntos. Mientras la prensa asegura que les une algo más que una buena amistad (como asegura el hermano de la artista), ambos mantienen un escrupuloso silencio al respecto. Otro de los compañeros de generación de los componentes de Led Zeppelín, Mick Jagger, asistió con su novia L’Wren Scott, aunque se encontró allí con la mitad de su familia: su ex mujer Jerry Hall y los dos hijos que tuvieron juntos, Georgina y James.

La que podría definirse como la noche de las familias del rock incluyó además a tres generaciones de Presley. Priscilla, Lisa Marie y Riley Keough, viuda, hija y nieta del "rey del rock" tampoco faltaron a la cita y se perdieron entre la multitud que asistió a la fiesta posterior al evento, donde compartieron confidencias con la modelo Kate Moss y la cantante Pink. Naomi Campbell completó el elenco de nombres conocidos que disfrutó de su noche de rock & roll.

El grupo que vivió sus mayores éxitos en los setenta y que creó Stairway to Heaven, Good times and bad times y Whole Lotta Love, han actuado juntos en escasas ocasiones desde su separación en 1980, tras la muerte de John Bonham. En su momento de gloria, vendieron unos 300 millones de álbumes, cuyos mejores temas fueron coreados en Londres. La banda no ha cerrado las puertas a una gira de regreso, aunque no la han confirmado por el momento.

Más sobre: