Alejandro Sanz testifica contra sus ex empleados durante cinco horas

Tras numerosos aplazamientos y cambios de fecha, finalmente se ha celebrado una de las vistas más importantes en el caso que enfrenta a Alejandro Sanz y dos de sus ex empleados, por un presunto caso de extorsión. La relevancia de esta cita judicial la daba el hecho de que el cantante declararía por primera vez en dicha cuestión, un testimonio que solicitó la jueza del proceso la semana pasada. Intentando evitar a la numerosa prensa congregada a las puertas de la sede de la Fiscalía Estatal de Miami, Sanz contestó a la las preguntas de los letrados de ambas partes durante nada menos que cinco horas. El fiscal del caso, Michael Von Zamfit, explicó, sin dar demasiados detalles, la comparecencia del intérprete de Corazón partío. "Tal como fue ordenado por la jueza, él prestó declaración jurada alrededor del mediodía. No se permitió que la prensa tuviera acceso a él para que no fuera maltratado por los periodistas o cualquier otra persona. No sé si tendrá que declarar de nuevo. Si la defensa lo cita para que testifique (en el juicio), entonces deberá comparecer como testigo" aclaró Zamfit. Este letrado añadió que Sanz había evitado contestar algunas de las cuestiones formuladas por motivos personales.

Carlos González y Sylvia Helena Alzate se enfrentan a un cargo por presunta extorsión, ya que le habría pedido a Alejandro Sanz el pago de 500.000 dólares (353.000 euros) por no divulgar aspectos íntimos de su vida privada. Debido a ese motivo, el músico hizo pública, mediante un comunicado, la existencia de un hijo nacido fuera de su matrimonio con Jaydy Mitchell y fruto de su relación con Valeria Rivera. Se les acusó inicialmente también de robo pero dichos cargos fueron desestimados el pasado mes de mayo. La siguiente cita está fijada para el día 1 de noviembre y no será hasta el día 13 cuando se celebre el juicio.

El pasado tres de octubre, antes de abandonar España una vez terminada su gira, el cantante declaró que había decidido dar su testimonio -la jueza le había citado en varias ocasiones e incluso le amenazó con la cárcel si no se presentaba. "Estoy dispuesto" comentó Sanz entonces. A finales de este mes, Alejandro retomará su trabajo con una extensa gira por Estados Unidos y Latinoamérica que se prolongará hasta el mes de febrero.

Más sobre: