La cantante Mel B llevará a los tribunales a Eddie Murphy

La ex Spice pedirá por vía judicial que el actor se haga la prueba de paternidad que demuestre si es el padre de su hija

Ante el juez. Ahí es donde se resolverá definitivamente el contencioso que mantiene desde hace meses la ex pareja formada por Mel B y Eddie Murphy. Cansada de esperar alguna reacción por parte del actor desde que nació su hija y le inscribió como su padre en el registro civil, dándole sus apellidos, ella lo tiene claro. "No se va a hacer el análisis de ADN y tampoco firmará el certificado de nacimiento. Así que habrá que ir al juzgado y le obligarán a hacerlo, lo que es extraño porque era él el que lo pedía". En declaraciones a la revista People durante una fiesta en Hollywood, Mel B explicó además que no ha sabido nada del actor desde hace tiempo. "No ha visto a su hija. Mi gente se ha puesto en contacto con la suya, pero no ha respondido. Creo que ninguna mujer o bebé debería hacer frente a esto. Hay que ser responsable, ¿qué más puedo decir?" concluyó. En su intervención en el programa de televisión Extra, recalcó esta idea de la responsabilidad: "Este bebé era buscado y él sabe que es suyo. Se necesitan dos para tener un niño. Sé responsable".

La opinión pública espera alguna reacción del actor, desde que el pasado tres de abril (curiosamente el mismo día en que él cumple años) la cantante diera a luz a su segunda hija. El representante del artista, Arnold Robinson, ha evitado en varias ocasiones pronunciarse sobre este tema: "No hay comentarios acerca de la vida privada del señor Murphy". Fue precisamente en abril cuando se reavivó la polémica con la que terminó la breve relación sentimental de la pareja, un final que Eddie hizo público en televisión en el mes de diciembre del año pasado, sorprendiendo incluso a la propia Melanie. Murphy aseguró que no era el padre del bebé que esperaba la cantante, entonces embarazada de cinco meses. "No sabré de quién es el niño hasta que nazca y se haga el análisis de sangre", comentó entonces.

Fiesta en Londres
La acción judicial es el último paso de un camino que inició la cantante para defender su verdad. En cuanto nació la niña, inscribió al actor en el registro civil como padre del bebé, al que además ha dado su apellido, algo que no ha tardado en explicar. "Mi hija se llama Angel porque ella era mi pequeño ángel durante el embarazo. Iris porque es el nombre de mi abuela. Murphy porque él (Eddie Murphy) es el padre y Brown porque ¡yo soy la mamá!" indicó en un comunicado hace algunos días. En la revista OK! aseguró poco después que la niña "tiene la gran sonrisa y los hoyuelos de él".

Alejándose del revuelo que han generado sus palabras, una sonriente Mel B estuvo en Londres celebrando junto a Victoria Beckham el cumpleaños de su marido, David. Una ocasión en la que de nuevo se ha podido ver a las Spice Girls casi al completo, como ya ocurriera en el bautizo de la hija de Geri Halliwell. Si entonces fue Mel B la que no pudo estar con sus compañeras y amigas, ha sido ahora la otra Melanie, más conocida como Mel C, la única ausente.

Más sobre

Regístrate para comentar