Britney Spears abandona el centro de desintoxicación donde había ingresado

El ex marido de la cantante, Kevin Federline, habría solicitado una audiencia de emergencia ante el juez

Según han informado diversos medios, al parecer, la cantante Britney Spears habría abandonado un centro de rehabilitación de Malibu apenas 24 horas después de haber ingresado, después de semanas de un preocupante comportamiento que culminó con su decisión de raparse la cabeza. Es la segunda vez que ocurre este hecho en apenas siete días ya que el pasado fin de semana, la cantante también ingresó, durante tan sólo 24 horas, en otro centro similar en el Caribe.

Britney Spears había decidido poner fin a sus salidas nocturnas e ingresar en un centro de desintoxicación llamado Promises, situado en Malibú. El representante de la artista, Larry Rudolph, confirmó dicha información asegurando que la propia cantante tomó la decisión. "Britney Spears ha ingresado voluntariamente en un centro de desintoxicación", declaró Rudolph. Con el fin de intentar salvaguardar la intimidad de la joven de veinticinco años, añadió: "Pedimos a los medios de comunicación un respeto a su privacidad así como a la de su familia y amigos". El representante de la artista añadió que sus hijos, Sean Preston, de 17 meses, y Jayden James, de 5 meses, están "muy bien cuidados". No se comentó, sin embargo, el tipo de tratamiento que seguiría la princesa del pop en este centro ni cuánto tiempo va a permanecer en él. Es por esto que la noticia del abandono de un centro de rahabilitación por segunda vez ha hecho saltar las alarmas sobre el estado de salud de la cantante.

Un ingreso anterior
Al parecer la intérprete de Toxic ya había estado en una instalación de este tipo el pasado fin de semana en la isla de Antigua en el Caribe, aunque veinticuatro horas después de conocerse dicha noticia, Britney ya estaba de nuevo en Los Ángeles. En una de las peluquerías de esta ciudad fue donde decidió raparse su melena rubia al cero ella misma, sorprendiendo a todos con tan radical cambio de imagen. Después de cortarse el pelo, se dirigió a un estudio de tatuajes donde añadió dos dibujos más a su ya decorado cuerpo.

La preocupación de Kevin Federline
Nueva York, Las Vegas y Los Ángeles han sido testigos de las extravagancias y salidas nocturnas de Britney, que ha acaparado las páginas de numerosas publicaciones desde el mes de noviembre. Fue entonces cuando decidió poner fin a su matrimonio con el bailarín Kevin Federline, con el que tiene dos hijos, y frecuentar los locales de moda. Esta actitud provocó que la artista pidiera perdón por sus excesos a principios de año en su página web y asegurara que cambiaría su comportamiento y actuaría con más madurez, una promesa que se habría materializado ahora en esta decisión. Por su parte, Kevin Federline, según informan algunos medios, está muy pendiente de la que fue su esposa e incluso se habría confesado preocupado por su estado.

Sin embargo, según el portal estadounidense TMZ.com, el ex marido de Spears, ha pedido a un juez una audiencia de emergencia hoy jueves. Un responsable judicial dijo a la citada web que Federline y su abogado tenían previsto comparecer ante un juez, pero no proporcionó ningún detalle más.

Más sobre: