El padre de David, el bebé adoptado por Madonna, quiere ver a su hijo

La cantante y su marido asisten con sus hijos a un estreno en Londres, en medio de nuevos rumores de crisis en la pareja

El padre de David, el niño de Malawi que adoptó Madonna a finales del año pasado, está planeando un viaje a Londres para interesarse por el estado de su hijo, según asegura el periódico inglés Daily Mail. Yohane Banda, que así se llama el granjero que en diciembre volvió a contraer matrimonio y está esperando un hijo -era viudo de la madre de David y decidió darle en adopción por su falta de recursos-, habría reunido el dinero suficiente para comprar un billete de avión y comprobar que el bebé, de dieciocho meses, es feliz y tiene todo lo que necesita. Al parecer, el africano estaría muy molesto con la artista por la falta de noticias sobre el pequeño desde que se lo llevó a Londres.

Una familia unida
El mismo diario cita fuentes cercanas a la pareja, entre ellas el padre de Guy Ritchie, John, que insisten una vez más en que Madonna y su marido estarían atravesando una importante crisis, provocada por el deseo de la artista de acoger a otro niño africano. El padre de Guy asegura que su hijo es un buen padre para Lourdes, Rocco y David, pero que el matrimonio atraviesa un momento delicado: "Pasan por una situación difícil. Guy es muy bueno con David, pero no creo que quiera adoptar de nuevo". A esto se uniría la intención de la intérprete de Hang up de trasladarse a vivir a Nueva York con sus hijos, algo que ocurrirá, según estas mismas fuentes, con o sin el beneplácito del cineasta.

Sin embargo y como se suele decir una imagen vale más que mil palabras y la última aparición del matrimonio desmiente dichas especulaciones. Madonna y Guy se mostraron muy cariñosos en el estreno de Arthur and the invisibles, al que asistieron con sus hijos Lourdes y Rocco que se cogían, igual que la propia Madonna, al brazo del director. Una estampa de familia unida en la que sólo faltaba el pequeño David que estaba en la cama, según la artista.

Desde el pasado mes de octubre, cuando se conoció la noticia de la adopción, la decisión de Madonna ha estado salpicada por la polémica. A la demora en la tramitación de los papeles de David para salir de África, se unió la demanda colectiva de 67 organizaciones de defensa de los derechos humanos por la ilegalidad del proceso. Madonna ha lidiado con las críticas estos últimos meses, defendiéndose una vez más hace sólo una semana en el programa de David Letterman. "Hicimos todo según lo estipulado. Fuimos a los tribunales y, en términos legales, todo está correcto. Creo que se llamó la atención sobre un país que aún no sabe cómo resolver la situación de sus cada vez más numerosos orfanatos. Hay más de un millón de huérfanos en Malawi y, en mi opinión, las leyes deben cambiar porque esos niños necesitan ser rescatados" aseguró.

Más sobre: