David Bisbal y Elena Tablada, una pareja feliz

—¿Qué haces ahora?
—Simplemente intento dedicarme a trabajar y a disfrutar con lo que hago, que es la música. Creo que todo lo que he hecho lo he hecho bien y con buena mano, y ahora estoy en manos de lo que piense la gente, de lo que opine y de si les caigo bien o mal. Pero no lo veo como algo negativo, yo voy a seguir trabajando igual de duro y sintiéndome igual de orgulloso de mi tierra y de mi gente.
—¿Cuándo vuelves a España?
—Voy a volver a España en Navidades para estar con mi gente y mi familia.
—¿Cuál es tu proyecto ahora más importante?
—El proyecto más importante es mi incursión en el mercado europeo. Voy a empezar a trabajar muy duro para que mi música suene en toda Europa. Voy a empezar en Alemania haciendo un dueto en inglés con una cantante alemana muy famosa allí. Voy a hacer el tema principal de una producción alemana, grabaré un videoclip ambientado en la guerra mundial en Berlín. Espero que esto ayude a abrirme la puerta para que se escuche mi música en Italia, Alemania y los países nórdicos.
—¿Te da miedo no tener tanto éxito como en América y España?
—Todo lo que venga será un regalo.

'Todavía me pongo nervioso ante un concierto'
—¿Te pones nervioso al subir al escenario?
—Todavía me pongo nervioso ante un concierto en un escenario y me tiemblan las piernas.
—¿Has estado de vaciones con Elena y tu familia?
—He estado de vacaciones en diferentes sitios para estar tranquilo y relajado, aunque han sido unas vacaciones muy cortas porque ya hemos empezado a trabajar en el proyecto europeo. He estado de vacaciones, pero siempre con la luz abierta.
—Se ha dicho que has estado en Londres estudiando inglés.
—Qué va, la gente habla mucho, siempre se habla mucho. Lo cierto es que he estado preparando mi proyecto en Londres y unas fotografías.
—¿Cómo te encuentras actualmente?
—Estoy muy bien, muy feliz.

Con la familia de David
Durante su estancia en tierras dominicanas, David también estuvo acompañado por su familia, que por primera vez tuvo la oportunidad de verle actuar fuera de España. Además, el viaje sirvió para estrechar lazos entre la familia del almeriense y su novia, a la que hasta ahora apenas conocían. Ahora, Elena ya está plenamente integrada en la familia de Bisbal, un paso más que consolida la relación de esta pareja. Digamos que este detalle equilibra un poco más la balanza, ya que desde un principio llamó la atención el hecho de que a las pocas semanas de iniciar su relación con Tablada (allá por el mes de mayo), David se mostraba como uno más en la familia de la joven.
Mientras, sus padres aseguraban permanecer totalmente ajenos a esa nueva relación que su hijo había comenzado. Digamos que, después de este viaje, la relación se ha normalizado y las aguas ya fluyen por su cauce.

Más sobre: