David Bisbal y su novia Elena Tablada celebraron una fiesta familiar en un club de Miami

El cantante, como uno más de los Tablada, compartió una divertida velada con la madre, la hermana y la abuela de su novia

El mismo de siempre
David, el menor de tres hermanos, es el único miembro de la familia Bisbal con vena artística. Tuvo muy claro desde el principio que lo suyo no eran los estudios. Dejó BUP para hacer un módulo de Formación Forestal y comenzó a trabajar en un vivero. Por poco tiempo, ya que en seguida su pasión por los escenarios era más fuerte que por los árboles. De la Orquesta Expresiones, una banda de la zona, a «Operación Triunfo», y de ahí el salto a la fama.

A pesar de la evolución vertiginosa de su carrera, ha sabido mantener los pies en el suelo. Es el mismo de entonces: vital, espontáneo, sencillo y natural. Es el camino de un éxito arrollador, que sólo acaba de empezar.

Por su parte, Elena es la mayor de dos hermanas. Aunque nació en Madrid, lleva ya siete años viviendo en Miami, ciudad que ya considera su casa. Aunque modelo en sus ratos libres, donde realmente se quiere labrar una carrera es en el mundo del diseño, campo en el que sigue formándose. No obstante, por complacer a su familia, estudió antes Comunicación.

La fuerza del destino
Cuando su nombre saltó a los titulares por los rumores que la vinculaban con el cantante, se difundió su primera foto juntos, tomada hace tres años en el aeropuerto de Miami. Aquel encuentro fue totalmente fortuito, pero quizá era la premonición de un destino común. Por casualidad, Elena se cruzó en el aeropuerto de Miami con un David Bisbal muy popular en España, pero prácticamente desconocido en América. Ni siquiera ella sabía quién era y sólo tenía unas vagas referencias por su hermana, que vivía en Madrid y conocía de sobra al almeriense. Le pidió un autógrafo dedicado a Naelé, su hermana. A él le extrañó por lo poco común del nombre; luego se fotografiaron juntos, se miraron a los ojos y se dijeron adiós. Nunca más se volvieron a ver hasta años después.

Los españoles residentes en Miami forman una piña. Así, coincidió que uno de los mejores amigos de Elena es el guitarrista español Rayito, que a su vez ha compuesto algunas canciones para David. Por increíble que parezca, ella conocía las canciones que interpretaría Bisbal incluso antes de que él mismo las viera. En los tres años en los que Bisbal ha ido y venido de Miami coincidieron en varias ocasiones, siempre casuales y con su grupo de amigos. Pero entre ellos no surgió la chispa. Prácticamente no hablaban y cada uno hacía su vida. Pero recientemente algo cambió. Se comenzaron a conocer y poco a poco surgió el amor. Como vemos, lo suyo no surgió como un flechazo, sino como algo más madurado y sereno. De hecho, Elena nunca pensó en que un día se convertiría en la novia de Bisbal, algo que incluso a ella la cogió por sorpresa.

Más sobre

Regístrate para comentar