Los Rolling Stones se despiden de España entre llamaradas y lluvia

La mítica banda de Mick Jagger cerró anoche su gira europea en Zaragoza

Los Rolling Stones cerraron anoche su gira europea, Licks World Tour, en Zaragoza, con un apoteósico concierto ante más de 35.000 espectadores. Su quinto y última función en España se convirtió en un impresionante espectáculo con la ayuda de la última tecnología puesta al servicio de la banda, el gigantesco escenario de 1.750 metros cuadrados, más uno secundario de 150 metros cuadrados a modo de isla entre el público, instalado en la Feria de Muestras de Zaragoza, la gigantesca pantalla que mostraba al detalle los movimientos de cada uno de los miembros del grupo y la microcámara instalada en la guitarra de Wood que captaba instantáneas del vibrante público. Todo ello acompañado de unas impresionantes llamaradas que salían desde lo alto del escenario y los fuegos artificiales que anunciaban el broche final del concierto.

‘Sois un público caliente'
Un espectáculo de más de dos horas en el que Mick Jagger, vestido con camiseta azul turquesa y levita dorada, demostró que sus 60 años no son nada para un viejo rockero con muchas ganas de seguir sobre los escenarios. Los Rolling conectaron desde el principio con el público, muy heterogéneo -veteranos rockeros, adolescentes, niños junto a sus padres, incluso algún bebé-. Quizás por las palabras de Jagger en casi un perfecto castellano -‘hola Zaragoza, estoy feliz de estar aquí por primera vez’ a lo que siguió ‘sois un público cálido, caliente; sois geniales’-; quizás porque los Stones siguen siendo una de las bandas con más seguidores en todo el mundo; quizás porque sus conciertos son siempre apoteósicos.

La banda británica repasó algunos de sus mejores éxitos como Brown sugar, Honki Tonk Women, Start me up o Satisfation en un concierto en el que la lluvia no logró empañar el espectáculo.

Gira europea
Los Rolling Stones cerraron anoche su gira por Europa, un tour que les ha llevado en los últimos tres meses a 22 ciudades, donde han dado un total de 30 conciertos. Los cuatro componentes del grupo liderado por Mick Jagger han demostrado tras su paso por el viejo continente que son incombustibles, a pesar de que ya son cuatro las décadas que llevan subidos sobre los escenarios.

Más sobre: